El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha abogado por asumir un debate con el que se sienten las bases de un futuro acuerdo sobre cómo gestionar la energía en el conjunto del país, ya que de éste “depende una parte sustancial de nuestro futuro y de nuestro crecimiento”.

Así lo ha asegurado el presidente del Ejecutivo autonómico tras la inauguración de la nueva iluminación ornamental del monasterio de la Orden de Santiago de la localidad conquense de Uclés, promovida por Fundación Iberdrola y el Obispado de Cuenca; un acto en el que también han participado, entre otros, el presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán; el director del Centro Nacional de Inteligencia, Félix Sanz Roldán; el obispo de la diócesis de Cuenca, José María Yanguas; el vicepresidente primero de Castilla-La Mancha, José Luis Martínez Guijarro; y el alcalde de Uclés, José Luis Serrano.

El presidente regional ha sido crítico con la “gestión de la energía” que se ha hecho en España durante las últimas cuatro décadas, a pesar de los esfuerzos que, ha reconocido, han venido realizando las propias empresas, entre ellas Iberdrola, a la que ha agradecido igualmente los más de 100 millones de euros que invertirá en la región durante los próximos tres años.

En esta línea, ha defendido igualmente la necesidad de apostar por las energías renovables, capítulo en el que Castilla-La Mancha, ha hecho hincapié García-Page, es un referente en todo el país. Tal y como ha recordado el presidente, la región “produce más energía limpia de la que, en conjunto, consumimos”, proveniente de fuentes naturales como el sol y el viento.

Nueva iluminación más eficiente y ecológica

Incluida dentro del programa de iluminaciones artísticas de Fundación Iberdrola y, en colaboración con el Obispado de Cuenca, la nueva iluminación ornamental del Monasterio de Uclés mejora la visibilidad exterior de la portada principal de la fachada sur del monasterio y la torre del homenaje del Castillo de Albar Llana.

Asimismo reduce en un 55 % la potencia necesaria para la iluminación de estas dos localizaciones respecto al sistema anterior que, al utilizar tecnología LED, evita la emisión a la atmósfera de una tonelada al año de dióxido de carbono.

Al respecto, el presidente de Castilla-La Mancha ha asegurado que “invertir en iluminación ornamental es inteligente”, no sólo por el ahorro energético sino porque, al mismo tiempo, pone en valor monumentos que, como el Monasterio de Uclés, sirven para fomentar la industria turística; un aspecto por el que, tal y como ha recordado García-Page, está apostando el Gobierno regional con la iluminación de los tradicionales molinos manchegos de la región.

La Fundación Iberdrola España realiza desde hace años intervenciones de iluminación y restauración en varios edificios singulares en toda España, buena parte de ellos en Castilla-La Mancha. Entre éstas, se encuentra la iglesia del Santo Cristo de Valdepeñas (Ciudad Real), la sinagoga de Santa María la Blanca de Toledo (2016), la capilla de San Bernando de Oropesa (Toledo), la mezquita del Cristo de la Luz de Toledo o la iglesia parroquial de San Antonio Abad de El Toboso (Toledo).