273 millones de euros por facturación, genera cada año el sector de bricolaje y ferretería en Castilla-La Mancha. Así lo da a conocer el informe “Análisis regional del impacto económico del Gran Confinamiento en el bricolaje y la ferretería”. Informe elaborado por Foro Regulación Inteligente.

Informe sobre el confinamiento en el bricolaje y ferretería

El sector de bricolaje y ferretería, aporta además por sus relaciones con otras industrias complementarias y proveedores, 499 millones de euros más de movimiento económico inducido. El sector contribuye así a la economía de la región con 272 millones de euros al año.

Al respecto, el Foro de Regulación Inteligente estima que el impacto del Gran Confinamiento, traducido en el cierre forzoso del sector, ha costado ya 128,8 millones de euros.

Bricolaje y ferretería generan más de 4.500 empleos en CLM

Además en lo que concierne al empleo, el sector de bricolaje y ferretería genera más de 4.500 puestos de trabajo en Castilla-La Mancha. Puestos que ahora, con el cierre forzoso y la imposibilidad de reabrir los centros hasta al menos la Fase 2 de la estrategia de desescalada, corren serio riesgo.

El Foro Regulación Inteligente, ha hecho una estimación a partir de los datos facilitados por el Ministerio de Trabajo según la cual 3.700 de estos trabajadores están afectados por un ERTE, mientras que otros 800 ya se encuentran en situación de desempleo.

El riesgo de que esta última cifra crezca exponencialmente es elevado, para evitarlo es necesario agilizar la reapertura y aprobar medidas de estímulo y apoyo.

Mantener las tiendas de bricolaje y ferreterías cerradas tiene un costo 3,5 millones de euros al mes

No en vano, el coste para las arcas públicas castellano-manchegas de mantener las tiendas del sector de bricolaje y ferretería cerradas es de 3,5 millones de euros al mes, entre la pérdida de recaudación en el IRPF autonómico (0,5 millones de euros) y la de los ingresos del IVA que son transferidos a la Hacienda regional (3 millones de euros).

El impacto del cierre forzoso de las tiendas del sector de bricolaje y ferretería en la economía castellano-manchega y en las arcas públicas autonómicas es una razón poderosa para aconsejar la reapertura de todas las tiendas del sector, máxime teniendo en cuenta la profunda crisis económica que afecta a la economía nacional derivada de la pandemia del coronavirus.

España es el único país de la UE y la OCDE que no permite abrir estos centros

Pero es que además España es el único país de la UE y la OCDE que no permite la apertura de estos centros. Foro Regulación Inteligente, llevó a cabo un estudio comparado con 38 países de Europa y la OCDE para su informe El sector de ferretería, bricolaje, construcción y reformas ante la estrategia del confinamiento.

La conclusión es que la mayoría de países optó por permitir que se mantuvieran abiertos durante la etapa de mayor dureza del confinamiento al considerarlos muchos de ellos esenciales y, en aquellos otros países donde se decretó su cierre, se les ha permitido reabrir desde el comienzo de la desescalada.

En España, por el contrario, la mayor parte de estas tiendas no podrá reabrir hasta la Fase 2, con el consiguiente perjuicio económico, laboral y social que dicho cierre prolongado conlleva.

Las tiendas de bricolaje y ferretería prestan un servicio esencial

Un impacto social de gran importancia, pues, con independencia de su superficie, las tiendas de bricolaje y ferretería prestan un servicio esencial como “farmacias del hogar”, ya que comercializan bienes y servicios considerados de primera necesidad que garantizan la habitabilidad, seguridad, confortabilidad, higiene y mantenimiento de los hogares castellano-manchegos.

En este sentido, Foro Regulación Inteligente considera vital la mejora del calendario de reapertura que afecta al sector, entre otras razones por: Las tiendas del sector, “farmacias del hogar”, con independencia de su superficie, deben tener la consideración de esenciales, ya que venden productos y servicios de primera necesidad para garantizar la habitabilidad, seguridad, confortabilidad, higiene y adecuado mantenimiento de los hogares españoles. Así lo ha considerado la mayoría de países de nuestro entorno, donde han permanecido abiertos desde el principio del confinamiento.

La apertura más ágil permitirá reabsorber 3.700 empleados directos

Muchas de las tiendas del sector que permanecen cerradas se encargan del suministro para el mantenimiento y seguridad de otras actividades consideradas esenciales, estratégicas o de primera necesidad, incluyendo centros hospitalarios y residencias.

Una reapertura más ágil permitiría, sólo en Castilla-La Mancha, reabsorber a más de 3.700 empleados directos, evitar que aumente la pérdida de 128,8 millones para la economía castellano-manchega y de 3,5 millones mensuales para las arcas públicas de la región.

La apertura de estas tiendas no está prevista hasta la fase 2

Las grandes tiendas de bricolaje, cuya apertura no está prevista hasta la fase 2, tienen la capacidad de modular el flujo de personas y garantizar que se mantienen las distancias de seguridad entre personas. Además de más posibilidades para implantar medidas de control de aforo y realizar controles de entrada y salida, así como mamparas y otras.

Al tener una mayor plantilla, las grandes superficies especializadas en ferretería, bricolaje, construcción y reformas disponen de mayor flexibilidad para establecer turnos de trabajo y horarios de apertura más prolongados, lo que reduce la exposición de sus trabajadores y la concentración de clientes.

Qué es Foro Regulación Inteligente

El Foro Regulación Inteligente es un think tank que promueve los principios de la Smart Regulation en España con el objetivo de impulsar un debate constructivo sobre la importancia de simplificar y mejorar el entorno normativo en el que se mueven las empresas y los emprendedores.