El Gobierno de Castilla-La Mancha ha incrementado las actuaciones para luchar contra la transmisión intergeneracional de la pobreza, atendiendo en torno a unas 5.000 personas desde que comenzó la legislatura hasta finalizar 2018.

Así lo ha destacado la consejera de Bienestar Social, Aurelia Sánchez, en el seminario sobre ‘La transmisión intergeneracional de la pobreza: factores, procesos y propuestas para la intervención’, que ha organizado la Red Europea de Lucha Contra la Pobreza (EAPN), y en el que ha compartido las actuaciones específicas puestas en marcha por el Gobierno de Emiliano García-Page “para luchar contra pobreza que se transmite de padres a hijos y evitar que de padres pobres haya hijos pobres”. Entre ellas, se encuentra el Programa contra la Pobreza Infantil, que tiene como objetivo fomentar las relaciones positivas entre padres, madres, hijos e hijas y darles el apoyo social y educativo que necesitan para poder superar las dificultades que comportan las situaciones de pobreza, y del que se han beneficiado unas 380 desde el año pasado, cuando se puso en marcha.

También, ha explicado la consejera, se han reforzado los Centros de Día de Infancia y Adolescencia, destacando que “para salir de la pobreza, y sobre todo de la pobreza infantil se necesitan muchas medidas, pero sobre todo la educación”. En estos centros, además de tener un apoyo primario, también se ofrece apoyo a padres y madres en situación vulnerable para mejorar las relaciones y el desarrollo familiar. En ellos se atiende aproximadamente a 4.500 beneficiarios.

Pero además, en Castilla-La Mancha hay programas generales para combatir la pobreza como el Plan Contra la Pobreza Energética, con 60.000 beneficiarios, 30.000 de ellos menores de 16 años, o las prestaciones económicas como el Ingreso Mínimo de Solidaridad y las Ayudas de Emergencia Social.

Sánchez ha recordado el Pacto por la Infancia que el Gobierno ha firmado con UNICEF, la futura creación del Consejo Regional de Infancia y Familia para defender los derechos de la infancia y otras medidas que se han puesto en marcha desde el Ejecutivo regional para paliar las situaciones de pobreza y conseguir erradicar la pobreza infantil.

La consejera ha participado en este seminario junto al Alto Comisionado para la lucha contra la pobreza infantil, Pau Marí-Klose y ha estado acompañada por la directora general de Familia y Menores, María Ger Martos, y por el Director General de Acción Social y Cooperación Ramón Lara.