La concejal de Servicios Sociales, Ana Belén Abellán, ha presidido este miércoles en el Ayuntamiento la Comisión de Bienestar Social para dar cuenta de las actuaciones llevadas a cabo por parte del Gobierno local desde el inicio de la crisis derivada de la Covid-19 y del estado de alarma que fue decretado el pasado 14 de marzo.

Abellán ha planteado en este foro la línea de actuación y de coordinación puesta en marcha por el gobierno municipal con entidades de la ciudad durante la pandemia para atender a los ciudadanos y ciudadanas y ha recordado que “como Ayuntamiento somos la primera línea de atención al vecino y nuestros servicios sociales son universales, es decir, lo más importante es la atención a las personas y sus necesidades más básicas así como la protección de la salud”.

En este contexto, ha planteado que la ayuda y atención ofrecida ha sido articulada a través de la “ayuda a domicilio, ayudas de emergencia y donaciones, además de otros tantos recursos planteados desde esta área de gobierno para colectivos vulnerables como son los mayores y niños a quienes se les han ofrecido distintas actividades de entretenimiento y ocio para este tiempo de confinamiento”.

La Comisión de Bienestar ha estado integrada por representantes de todos los grupos políticos que integran el Ayuntamiento así como por las trabajadoras sociales del servicio. Según ha expresado Abellán, los servicios sociales del Consistorio iniciaron con anterioridad al decreto del estado de alarma actuaciones encaminadas a salvaguardar la salud y seguridad de los ciudadanos.

Es el caso del cierre de los centros de mayores, las ludotecas, bebetecas o las escuelas infantiles de la ciudad. La ayuda telefónica que permitiera ofrecer una ayuda directa a las personas afectadas fue el siguiente paso y se habilitaron líneas adicionales los fines de semana y festivos “para que ningún vecino se quedase desatendido”. La alimentación, los medicamentos y el pago de suministros han sido las principales problemáticas dirigidas al servicio municipal que ha abordado la crisis de la mano de entidades de la ciudad para abarcar el máximo de las necesidades, es el caso de Cáritas, Cruz Roja, Mensajeros de la Paz o la Asociación Zaqueo.

El Servicio de Ayuda a Domicilio ha permitido dar cobertura a necesidades relativas a la higiene, cambios posturales, alimentación y compras de fármacos y alimentos. De igual modo, las ayudas de emergencia y las donaciones han ido destinadas a centenares de familias que lo requieren en la ciudad y también han sido diseñadas distintas actividades y propuestas de ocio y entretenimiento.

Entre ellas, se encuentra el programa Muévete en casa, Éxito educativo o el canal Infancia y Comunidad de Youtube, entre otras. Además, el Consejo de Participación Infantil, se ha seguido reuniendo a través de videoconferencia durante el estado de alarma y la Oficina de Reactivación Económica y Social situada en el Paseo de Sisebuto centralizará las ayudas y servicios que ofrece la ciudad, también en el área de servicios sociales e igualdad, tal y como ha recordado la edil.

Comisión de Servicios Sociales_2