En los últimos días, en colaboración con los equipos directivos de los CEIP, y motivado por la borrasca Filomena, se han incrementado las actuaciones para mejorar la estancia de los niños en las clases.

Según las instrucciones de la Consejería de Educación de la JCCM, que conllevaban el cierre temporal de los centros educativos debido a las adversas condiciones climatológicas, durante estos días de suspensión de la actividad lectiva, el Ayuntamiento de Argamasilla de Alba en coordinación con los equipos directivos de los CEIP y la Delegación Provincial de Educación, está llevando a cabo labores de acondicionamiento de los centros, aclimatándolos, revisando, encendiendo las calefacciones y desinfectándolos, todo ello, para la vuelta a las aulas del alumnado.

Además, durante estos días se han hecho labores de mantenimiento y acondicionamiento como la canalización para la fibra óptica del CEIP Azorín, sujeción de canastas del CEIP Ntra. Sra. de Peñarroya o la poda de árboles, y en breve se comenzarán las obras del comedor escolar en el CEIP Divino Maestro.