El presidente de las Cortes de Castilla-La Mancha, Pablo Bellido, se desplazó por la mañana “al extremo norte de la comunidad autónoma”, en la localidad serrana de Cantalojas, para realizar una visita institucional al Ayuntamiento y acercarse al Centro de Interpretación del Hayedo de la Tejera Negra, uno de los parajes más impresionantes del Parque Natural de la Sierra Norte en la provincia de Guadalajara, y a la pedanía de Villacadima, con su fantástica iglesia románica de San Pedro.

Bellido visitó Cantalojas para conocer demandas y proyectos en la zona 1

En la reunión de trabajo en el Consistorio, el presidente de la Cámara autonómica conoció de primera mano “las preocupaciones de los vecinos y vecinas y los asuntos que requieren inversión pública” en una zona con un gran potencial turístico y que, de manera general, puede acoger destacados proyectos que encajan con un modelo de desarrollo rural sostenible y con el objetivo de asentar población en el medio rural.

Bellido también tuvo un recuerdo para el anterior alcalde, Narciso Arranza, que falleció en marzo por COVID-19, y destacó la labor que ahora realiza su hijo, Sergio Arranz, quien “ha tomado el relevo” y al que el presidente del Parlamento regional ha mostrado agradecimiento “por su compromiso con el pueblo y por tomar el testigo de un gran alcalde como fue Siso”.