UGT CLM se suma al Manifiesto por la Cohesión y Desarrollo Regional de Castilla-La Mancha para reclamar una financiación suficiente de la Política de Cohesión europea y la revisión de la misma para adecuarla a las necesidades de los territorios y corregir realmente los desequilibrios existentes. El manifiesto, impulsado por la viceconsejería de Relaciones Institucionales y respaldado hoy por UGT CLM, CCOO CLM y Cecam, rechaza completamente los recortes anunciados tanto en los Fondos Estructurales y de Inversión Europeos (FEIE) como en la PAC, y fija como prioridad requerir más financiación para hacer frente a los problemas de empleo, crecimiento y competitividad de las regiones y a los ODS.

“Queremos que los ciudadanos y ciudadanas de CLM sean conscientes del dinero que viene por la Política de Cohesión europea y de que haya una participación ciudadana entorno a cómo y de qué manera se pueden distribuir, en definitiva, que la ciudadanía sea partícipe de la Política de Cohesión”, ha declarado el secretario general de UGT FICA CLM y portavoz de la gestora, Carlos Duque. Por ello en los próximos meses se crearán una Mesa de Seguimiento entre el Gobierno regional, UGT, CCOO y Cecam; y un Foro por la Cohesión como espacio de reflexión y debate en el que podrá participar toda la ciudadanía de forma activa.

Conforme al manifiesto, UGT CLM urge a elaborar una estrategia europea contra la despoblación, transversal a cualquier política de desarrollo regional y dotada con instrumentos específicos para las zonas más afectadas. En concreto, el sindicato defiende que esa estrategia incluya tanto las zonas rurales como las áreas urbanas con más deterioro socioeconómico en los últimos años, de manera que se garanticen servicios públicos y básicos necesarios y oportunidades de empleo.

En opinión de UGT CLM estos objetivos pasan por planes de industrialización y por incluir en el criterio de asignación de los FEIE variables más allá del PIB, como el desempleo y la dispersión poblacional, para eliminar realmente las desigualdades territoriales acentuadas con la crisis económica. UGT CLM recuerda que Castilla-La Mancha no ha recuperado los niveles de actividad y empleo previos a la crisis: registra una tasa de paro del 16,56%, tres puntos por encima de la nacional; una elevada tasa de temporalidad del 26,6% y una baja tasa de cobertura, del 55,8%, a lo que se suma que el 45,7% de las personas paradas de la región son de larga o muy larga duración.