Tras más de un año de pandemia por Covid-19 los usuarios y profesionales de la Sanidad en Guadalajara piden respuesta a sus múltiples reivindicaciones. La sanidad en Guadalajara debe fortalecerse para permitir afrontar con garantías todas las necesidades sanitarias de nuestro ámbito.

En la atención sanitaria se han implantado nuevas formas de atención y acceso, que no en todos los casos deben mantenerse, al ser muchos de ellos ineficaces. Los pacientes mayores no terminan de acostumbrarse a la atención por medios telemáticos y en muchas localidades de la provincia existe hoy en día un problema de brecha digital. Y el “ojo clínico de los profesionales no siempre funciona por teléfono”.

Por otro lado, se pide máxima concreción respecto de las vacunas y el momento en que estas se administraran a toda la población, aun pendiente. Hoy en día es la esperanza para poner punto final a las graves consecuencias que están teniendo los contagios por coronavirus. Provincias como Guadalajara mantienen a día de hoy gran presión en relación con el número de ingresados actuales, que está comprometiendo la actividad quirúrgica de la Gerencia.

La finalización, reanudación o inicio de muchas de las infraestructuras comprometidas en la provincia, es ahora más necesario que nunca. Los miembros de la plataforma insisten en que el planteamiento para todas ellas, sus servicios y profesionales, debe ser 100% público.

Los profesionales que ahora mismo están por encima de plantilla se irán tan pronto sean prescindibles. Es el momento del incremento de plazas, junto a la fidelización de profesionales, que debe hacerse con una bolsa de trabajo actualizada y reanudando el sistema de Carrera profesional paralizado en Castilla la Mancha desde 2012, para que profesionales que han sido formados por nosotros, se queden aquí trabajando y no opten por irse a otras comunidades limítrofes, donde les ofrecen mejores condiciones.

En resumen se instará al actual ejecutivo castellano manchego a:

  • A la progresiva recuperación de la atención primaria presencial, manteniendo cierto nivel de “telecitas” que sí han demostrado ser útiles para cuestiones concretas. Todo ello con los máximos niveles de protección para profesionales y usuarios.
  • A la apertura con la mayor celeridad posible del nuevo hospital y la urgente finalización de otras infraestructuras sanitarias. Con gestión 100% pública.
  • El incremento de plazas en plantilla, la actualización de la bolsa de trabajo, la oferta de los mejores contratos posibles y la resolución de los procesos en marcha: oposiciones, movilidades y el concurso de traslados. Con reanudación del sistema de Carrera Profesional en Castilla la Mancha.
  • A consolidar el gasto que se viene efectuando con motivo de la pandemia para poder afrontar tras esta, la reducción de las listas de espera, no solo existe el coronavirus, el resto de enfermedades y patologías siguen existiendo.