El Ayuntamiento de Toledo, a través de la Concejalía de Limpieza Viaria y Mantenimiento de Centros Municipales, ha comenzado este lunes a ampliar la boca de los contenedores de envases que lo permiten para evitar que los ciudadanos toquen estos recipientes o dejen sus bolsas fuera y evitar contagios.

Esta medida fue anunciada el pasado viernes por la alcaldesa, Milagros Tolón, que incidió en que esta medida afectaría a aquellos modelos de contenedores que lo permitieran y como medida de seguridad para evitar contagios, dado el aumento del reciclaje de envases producido desde el inicio del estado de alarma que ha sido estimado en torno a un 15 por ciento en la capital regional.

Milagros Tolón aseguró que esta actuación ya se había llevado a cabo de forma experimental en algunos puntos de la ciudad y que el resultado había sido “muy satisfactorio” por lo que a partir de este lunes el personal municipal incluido en el contrato de Limpieza Viaria y Recogida de Residuos Sólidos Urbanos ha comenzado a hacerla extensible en aquellos contenedores que lo permiten.

Además, el Concejal delegado de Limpieza Viaria y Mantenimiento de Centros Municipales, Ramón Lorente, ha recordado este lunes que el Ayuntamiento continuará adoptando nuevas medidas en los próximos días de cara al proceso de desescalada de la crisis de la Covid-19.

Por otro lado, la limpieza y desinfección de edificios municipales se completará con el uso de cañones de ozono y, en cuanto a parques y zonas verdes, ya se ha iniciado la campaña de desbroce que abarca 2,5 millones de metros cuadrados. El servicio de Medio Ambiente ha iniciado tratamientos para evitar la proliferación de insectos en todos los barrios.

AUDIO:


CONTENEDORES