Desgraciadamente, ya estamos en la temida y anunciada segunda ola de la pandemia causada por laCOVID-19; se ha vuelto a decretar el estado de alarma, y se está avisando de próximas medidas más duras ante el nuevo posible colapso sanitario en las próximas semanas.

STE-CLM exige nuevas medidas a la Consejería de Educación para frenar la pandemia 1

En estas circunstancias, ayer García Page anunciaba que aplicará las medidas necesarias: “si pecamos en algo, que sea en exceso de medidas. Prefiero asumir la crítica y responsabilidad por pasarme de prudente que no tomar medidas”. Es posible que sea la primera vez que STE-CLM esté de acuerdo con el Presidente, por lo que animamos a la Consejería de Educación a que tome nuevas medidas siguiendo este principio de máxima prudencia.

1ª MEDIDA: EVITAR CUALQUIER TIPO DE CONTACTO SOCIAL O ACTIVIDAD PRESENCIAL QUE NO SEA DE DOCENCIA DIRECTA

STE-CLM sigue recibiendo quejas sobre la exigencia del servicio de inspección de realizar las reuniones de los diferentes órganos pedagógicos a través de medios informáticos pero con presencialidad en los centros: claustros, CCP, reuniones de departamentos y de etapas, reuniones de tutores, atención a familias, horas de formación, etc. El caso de agrava en los maestros y maestras que tienen que viajar desde las capitales a los pueblos y permanecer presencialmente en la tarde pedagógica de los lunes, pues durante la comida entre las clases de la mañana y el teletrabajo de la tarde se exponen a posibles contagios que pueden luego llevar los centros educativos. Esto es un sinsentido, lo era al inicio de curso pero ahora es casi una temeridad que se controle desde donde se conectan para realizar sus funciones, siendo lo importante primero realizar bien estas funciones y segundo hacerlo con minimizando riesgos.

2ª MEDIDA: REVISIÓN DE LOS PROTOCOLOS QUE SANIDAD ESTÁ APLICANDO EN EDUCACIÓN

Los comités y expertos sanitarios deben saber la realidad de los centros y que sus protocolos se ajusten a ellos; de lo contrario, sanidad estará haciendo un trabajo estéril por no haber sido informado con veracidad. Pedimos a la Consejería de educación valentía y aceptar que los grupos estables de convivencia no existen como tal, no son grupos burbujas donde solo pasan dos docentes y no mantienen contacto con otro alumnado y profesorado. Las actuales medidas no están funcionando (en el informe del Ministerio de Sanidad del pasado 23 de octubre cifraba los contagios y los brotes producidos en los centros educativos en un 13 % del total). Si queremos mantener abiertos los centros educativos y a la vez frenar la pandemia que afecta a toda la sociedad, se deben de tomar nuevas medidas ya:

• Más pruebas PCR o test para la detección de contagios: Realizar pruebas periódicas al profesorado en contacto con el alumnado y al profesorado de nueva incorporación a los centros, así como a todo el alumnado de aulas donde haya habido un caso.
• Garantizar una adecuada ventilación de las aulas: los nuevos protocolos deben recoger las recomendaciones del último informe del CSIC sobre la ventilación de las aulas dada la mayor relevancia al contagio por aerosoles.
• Máxima protección desde los servicios de PRL para el profesorado especialmente vulnerable.

3ª MEDIDA: MEJORAR LA COORDINACIÓN ENTRE SANIDAD Y EDUCACIÓN

Proponemos sentar a los técnicos de la Consejería de Educación y de Sanidad para valorar las causas que provocan el retraso de días, incluso una semana, desde que se hace una PCR a un posible caso sospechoso hasta que se aplican medidas en los centros y el resultado es positivo. Mientras estemos en riesgos extremo durante el estado de alarma, sería prudente aplicar cuarentenas preventivas.

4ª MEDIDA: CONVOCAR EL COMITÉ DE SEGURIDAD Y SALUD LABORAL PARA CONSENSUAR MEDIDAS CON LOS REPRESENTANTES DEL PROFESORADO

Se debe aclarar las medidas que se adoptarán, en relación al sistema educativo, en cada nivel de riesgo: bajo, medio, alto y extremo. Se dijo en las diferentes reuniones mantenidas al inicio de curso que los protocolos estaban abiertos a los cambios que se fueran produciendo, recogemos aquella promesa para que se haga realidad ahora que aún tenemos margen de actuación.

También pedimos llamar a las cosas por su nombre y dejarnos de eufemismos: el término “nueva normalidad” no contribuye a concienciar a la sociedad de la gravedad de la crisis sanitaria, lo que favorece que no se adopte una actitud responsable.

STE-CLM ha defendido y seguirá haciéndolo la necesidad de máxima presencialidad en los centros educativos, pero no de cualquier manera. Las circunstancias han cambiado y ahora “nos debemos pasar de prudentes” para evitar nuevos contagios, nuevas muertes y el temido colapso sanitario.