Los más de 2.300 socios de la cooperativa El Progreso, una de las principales productoras y exportadoras de Europa, avanzan con normalidad en la vendimia, respetando de forma estricta las medidas preventivas para no extender la Covid19 y con mucha preocupación por los precios de la uva que se están estableciendo en otros lugares de la provincia, que se remontan casi a 20 años atrás.

El Progreso este año volverá a cerrar entre el 6 y 9 de septiembre, por las fiestas de la patrona de Villarrubia de los Ojos (Ciudad Real), la Virgen de la Sierra, para volver a abrir el jueves 10 de septiembre, y también como desahogo para la fermentación del vino tinto. La tienda abrirá el lunes 7 de 9 a 14 horas. Coincidiendo con estas fechas la cooperativa solía realizar el acto de la Exaltación de sus vinos, que ya iba por la decimoséptima edición, y que este año por prevención ha decidido suspender, al igual que tampoco participarán en la Fiesta de la Vendimia, porque la Hermandad San Isidro Labrador y el Ayuntamiento la anularon también por prevención frente a la Covid19.

Preocupación entre los agricultores de El Progreso por los precios de la uva que se están viendo en la provincia 5

En la vendimia actual, cada día entran cerca de 2 millones de kilos en bodega, y se llevan recogidos más de 15 millones de kilos de uva, de una calidad excelente, desde que comenzara la cosecha en la segunda quincena de agosto. Tras la recogida del Chardonnay, tempranillo de secano, Merlot, Syrah, Tempranillo de regadío, Verdejo y Macabeo, así como Cabernet Sauvignon y Garnacha tintorera, entre otras, y a partir del 10 de septiembre se generalizará la recogida con la cosecha de la Airén, variedad predominante, y el blanco Ecológico.

Se mantienen las expectativas de que esta vendimia, habrá un 25% más de cosecha que el pasado año, y podría oscilar la cifra total por los 80 millones de kilos.

“Si algo predomina esta cosecha es el respeto a los protocolos anticoronavirus tanto en las fincas como en bodega, con el plan de Contención, por lo que la vendimia está resultando más fría, ya que se evitan los corrillos para mantener las distancias, y la gran preocupación entre los agricultores por los precios que estamos observando en las tablillas de la provincia que se asemejan a los de hace casi 20 años, que bajaría mucho la renta del agricultor, ya de por sí golpeado también por esta crisis y muy ‘quemado’, por las dificultades para la exportación, aunque esté tirando fuerte el canal de alimentación”, comenta Jesús Julián Casanova, presidente de El Progreso.

Preocupación entre los agricultores de El Progreso por los precios de la uva que se están viendo en la provincia 6

Casanova añade que, “en cooperativas, el precio final del vino no tiene porqué verse afectado por el precio inicial de la uva, dinámica que se ha venido produciendo pero estamos casi seguros que, este año, se romperá dicha dinámica”.

En lo que se refiere al mercado internacional del vino, tras la venta de su AOVE de la anterior campaña, Casanova asegura que están registrándose bastantes cotizaciones desde Europa, especialmente Italia y Chequia.