Las pernoctaciones en alojamientos hoteleros de Castilla-La Mancha en el mes de febrero crecieron un 2,5% con respecto al mismo mes del año anterior, por encima de la media nacional que lo hizo un 1%. En el acumulado de los dos primeros meses de 2018, la región creció un 1,6% en pernoctaciones, también por encima de la media española. Así lo ha indicado hoy la consejera de Economía, Empresas y Empleo, Patricia Franco, en el marco de un viaje institucional del presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, a la Feria Internacional de Turismo de Nápoles, ‘Borsa Mediterranea del Turismo’.

En este contexto, la titular autonómica de Turismo ha indicado que el dinamismo está fundamentalmente apoyado en la demanda extranjera, es decir en el turismo internacional, cuyas pernoctaciones aumentan un 19,1% en el mes de febrero con respecto al mismo mes del año pasado, mientras que la media nacional es de un 1,2%. En febrero, Castilla-La Mancha es la segunda comunidad autónoma del país con mejor evolución en pernoctaciones de extranjeros, solo por detrás de la Comunidad de Navarra. “Tenemos una gran fuerza y potencial y estando presentes en ferias como esta conseguimos mejorar las cifras, que son muy potentes y mejoran el comportamiento habitual”, ha apuntado.

La consejera ha subrayado que, en el volumen de ocupación hotelera, Castilla-La Mancha ya está en niveles de 2008, “lo que es un buen síntoma de la recuperación del turismo y en concreto del italiano”.

El objetivo de la visita de los miembros del Ejecutivo de Castilla-La Mancha a la muestra turística napolitana es establecer contacto con turoperadores y agencias de viajes que refuercen la presencia de turismo italiano en la región.

En este contexto, Patricia Franco ha asegurado que resultan muy atractivas al turista las ciudades patrimonio como Toledo y Cuenca, y también recursos como la Mina de Mercurio de Almadén. Junto a esos reclamos son también de gran atractivo el patrimonio histórico y natural, así como la sabrosa, variada y exquisita gastronomía.

“Contamos con una gran oferta que conviene que explotemos entre todos, con el Gobierno empujando e incentivando la colaboración público-privada para que las cifras del turismo de Castilla-La Mancha sigan deslumbrado a nivel nacional”, ha dicho.

La delegación castellano-manchega en Nápoles, presidida por el jefe del Ejecutivo autonómico, ha visitado el stand de Castilla-La Mancha en la BMT de Nápoles.

La BMT celebra este año su vigésimo segunda edición y permanecerá abierta hasta el domingo 25 de marzo en la Mostra d’Oltremare de Nápoles.

La exposición, líder de reuniones Business to Business turísticas en Italia, se centra en la red de agencias de viajes italianas. En la última edición ha contado con la presencia de más de 20.000 visitantes profesionales y ha albergado 500 expositores repartidos en una superficie de exposición de 20.000 metros cuadrados.