La música volvió a ser la protagonista la tarde del sábado en Quintanar transformando las notas musicales en solidaridad. Dentro del ciclo de pasacalles que ha venido organizando la UMQ durante todo el verano, el sábado tenía lugar el último de ellos con un fin benéfico, recoger alimentos no perecederos para Cruz Roja Quintanar.

Cabe señalar que Cruz Roja Quintanar ayuda a más de setenta unidades familiares en Quintanarde la Orden, a través de su programa de alimentos. Hoy más que nunca, con los tiempos difíciles que nos ha tocado vivir frente al Covid-19, esta ayuda es muy necesaria para las familias vulnerables. Por ello, UMQ pensó organizar este pasacalles apelando a la solidaridad ciudadana para que con una pequeña aportación de alimentos colaboraran con Cruz Roja y la labor que desarrollan.

Así, se establecieron cinco puntos de recogida repartidos por laPoblación la Plaza de la Constitución, Plaza Juan XXIII, Plaza J. Montes Gago (centro de salud), parque infantil de laAvda. Reyes Católicos y Plaza de las Palomas, donde miembros y voluntarios de Cruz Roja permanecieron para recoger “kilos de solidaridad”El pasacalles con la UMQ dirigida por su director, D. Santos Gabaldón, se inició en la Plaza de la Constitución a ritmo de pasodobles, y recorrió casi  cinco kilómetros de distancia buscando la colaboración ciudadana con una institución tan importante como es la Cruz Roja con más de un siglo de historia.