Según el último balance del Sistema de Atención a la Dependencia, la provincia de Ciudad Real cuenta con 14.768 personas beneficiarias que están recibiendo un total de 17.079 prestaciones, lo que supone 6.288 personas dependientes más atendidas y 6.350 prestaciones más ofrecidas de las que había en julio de 2015.

La directora provincial de Bienestar Social en Ciudad Real, Prado Zúñiga, ha destacado que “el Gobierno del presidente García-Page está haciendo posible que las personas mayores en situación de dependencia vivan en su entorno familiar y en sus municipios hasta que necesiten atención residencial, y así lo demuestran datos como el incremento de las Prestaciones Vinculadas a Servicio en un 298 por ciento y de la Ayuda a Domicilio en un 200 por ciento durante esta legislatura”.

Igualmente, el volumen de prestaciones que se están ofreciendo en la provincia a estas personas, con un total de 17.079, ha aumentado en un 59,19 por ciento; e decir, son 6.350 prestaciones más, ya que en julio de 2015 sólo estaban concedidas 10.729.

Zúñiga ha subrayado que “estos datos no son simples números, sino que representan el esfuerzo por atender a más personas dependientes y atenderlas mejor”, un empeño que –según ha añadido- “es una prioridad para el Gobierno castellano-manchego en dar respuestas a las necesidades de las personas, así como un reflejo también del buen trabajo que están desarrollando nuestros profesionales”.

Asimismo, hasta el pasado 31 de julio se ha registrado una reducción del 89,68 por ciento en el volumen de solicitudes pendientes de PIA, “lo que se traduce en que un total 6.706 personas de la provincia ciudadrealeña y sus familias han dejado de esperar la resolución de sus expedientes y están recibiendo la atención que precisan según sus necesidades”, explicaba la directora provincial.

Evolución en las prestaciones ofrecidas

Con respecto a las prestaciones que reciben las personas en situación de dependencia en la provincia de Ciudad Real, el Servicio de prevención de la dependencia y promoción de la autonomía personal (SEPAP-MejoraT) ha registrado un notable aumento cercano al 106 por ciento, con un total de 1.324 usuarios recibiendo este servicio al finalizar el mes de junio, 679 beneficiarios más que en julio de 2015, que sólo eran 645.

Igualmente, las ‘Prestaciones vinculadas al servicio’ se han incrementado en nuestra provincia en un 298,03 por ciento, con un total de 1.620 usuarios beneficiarios (en 2015 eran 407); a continuación, se sitúan los servicios de Ayuda a Domicilio, con un aumento del 200,58 por ciento y un total de 4.689 personas dependientes atendidas (en 2015 eran 1.560).

Los usuarios de Centros de Día se han incrementado en un 68,02 por ciento, con un total de 1.245 personas que padecen distintos grados de dependencia recibiendo atención en estos centros de la provincia de Ciudad Real (en 2015 eran 741). Y cn respecto al servicio de Teleasistencia, se refleja una subida del 109,86 por ciento, con 1.746 personas dependientes atendidas, mientras en julio de 2015 eran 832.

Por último, los usuarios de plazas residenciales se han incrementado en algo más de un 34 por ciento, con un total de 3.507 personas dependientes que reciben atención residencial en la provincia de Ciudad Real hasta finales del pasado mes de julio.