El concejal de Empleo y Promoción Económica, Francisco Rueda, ha visitado este lunes las instalaciones del Centro Municipal de Oficios, ubicado en la Fábrica de Armas, donde ya han comenzado los nuevos talleres de Recualificación y Reciclaje Profesional para desempleados mayores de 25 años en los ámbitos de albañilería, restauración y construcción, centrados principalmente en el Casco Histórico. Las primeras intervenciones se centrarán en la plaza de Santa Teresa, Paseo de Sisebuto y en las inmediaciones de la Puerta de Bisagra.

Cada taller, como ha detallado el responsable municipal de Empleo, cuenta con la participación de ocho alumnos, 24 en total, y tendrá una duración de seis meses en los que los participantes recibirán formación en el área seleccionada y en otras materias de interés para su incorporación al mercado laboral. En este periodo de formación adquirirán competencias y aptitudes en conocimientos básicos de construcción, amparados en contratos de seis meses a jornada completa.

Tal y como ha explicado Francisco Rueda, los programas de formación y empleo que el Ayuntamiento de Toledo tiene en marcha en estos momentos se han adaptado a las condiciones socio-sanitarias de la pandemia de la Covid-19, con el fin de que alumnos y profesores desarrollen su formación con máximos de seguridad, a la par que avanzan en la adquisición de conocimientos que repercuten en la mejora y proyectos para la ciudad.

“Con estos tres programas cofinanciados por la Consejería de Economía, Empresas y Empleo buscamos alternar la formación en el oficio con la práctica profesional en la especialidad de albañilería”, ha indicado el concejal de Empleo, quien además ha recordado que a los 24 alumnos contratados se suman los contratos de los profesionales docentes que van a impartir los itinerarios que incluyen programas complementarios de orientación laboral, riesgos laborales y actividades transversales relacionadas entre otras con el medio ambiente y perspectiva de género.

Una apuesta decidida por la formación y el empleo

Desde el Ayuntamiento de Toledo en estos últimos meses se han firmado más de 200 contratos de trabajo a través de los programas de empleo en los que los participantes, además de acceder a un puesto de trabajo, reciben la formación y las pautas necesarias para actualizar conocimientos y mejorar su posición de cara a la incorporación al mercado laboral.

A los Planes de Empleo del Ayuntamiento, centrados en la mejora urbana de la ciudad, en el desbroce y limpieza de vegetación y residuos, así como en el mantenimiento del mobiliario urbano y en la construcción y albañilería para proyectos como la ampliación del Centro Municipal de Oficios de la Fábrica de Armas, se suman los itinerarios formativos del Programa de Empleo, Formación y Educación del Fondo Social Europeo.

En esta línea, se han formalizado contratos para la formación en obra civil con nuevas tecnologías, en apoyo a personas hospitalizadas y en energías renovables. Estos itinerarios conllevan formación para obtener un título oficial, prácticas no laborales en empresas, orientación y asesoramiento para la búsqueda de empleo.