Las Oficinas de Información y Registro (OIR), repartidas en las cinco provincias de Castilla-La Mancha, atendieron durante el primer semestre de 2018 un total de 71.159 consultas y tramitaron 100.919 documentos.

Del total de consultas atendidas por estas oficinas, dependientes de la Consejería de Hacienda y Administraciones Públicas, un 92,3 por ciento, es decir, 65.632, fueron presenciales, mientras que las restantes 5.527 fueron por teléfono.

De acuerdo con estos datos, de media las Oficinas de Información y Registro de Castilla-La Mancha atendieron cerca de 12.000 consultas al mes en este primer semestre de 2018.

Por materias, el 33,9 por ciento de las consultas atendidas en estos primeros seis meses del año en las OIR, 24.112 en número absolutos, eran relativas a materias relacionadas con bienestar social.

A continuación en número se sitúan las consultas que tienen que ver con otras administraciones públicas, que alcanzaron un total de 14.488, el 20,4 por ciento, y seguidamente las relacionadas con administraciones públicas, que fueron 8.869, lo que representa un 12,5 por ciento del total.

Las Oficinas de Información y Registro castellano-manchegas también tramitaron, durante los primeros seis meses de este año 100.919 documentos, lo que supone una media mensual de más de 16.800 documentos.

También, las Oficinas de Información y Registro de la Junta de Comunidades ofrecen el servicio de compulsa de cualquier documento oficial o de aquellos que se presenten para su registro. Así, de enero a junio de este año se compulsaron una cifra total de 18.563 documentos.

Un periodo en el que las OIR igualmente tramitaron electrónicamente un total de 16.848 procedimientos.

Las Oficinas de Información y Registro ofrecen de forma presencial y en una sola oficina la mayoría de las informaciones e inicio de trámites más comunes con la Administración de la Junta de Comunidades, facilitando a los ciudadanos, empresas, asociaciones y otros colectivos sus relaciones con esta administración. Todas cuentan con cartas de servicio, auditadas y certificadas por AENOR.

Es decir, son un servicio del Ejecutivo castellano-manchego que permite a los ciudadanos registrar documentos y pedir información sobre cualquier asunto relacionado con la administración regional o con cualquier otra Administración Pública.

En ese sentido, destacar que ciudadanía de Castilla-La Mancha ha calificado de sobresaliente la prestación del servicio que ofrecieron durante el pasado año 2017 las Oficinas de Información y Registro (OIR).

Estas oficinas se encuadran en el Sistema Multicanal de Atención al Ciudadano en Castilla-La Mancha, junto con el Teléfono Único de Información 012 y la Atención Online.