Este mes de julio comenzó en Argamasilla de Alba la Escuela de Verano 2020, un verano atípico en el cual la Concejalía de Infancia y Juventud, dirigida por Enrique Peces y coordinada por Silvia Carrasco, ha tenido que buscar la forma de compatibilizar el necesario servicio a las familias y el tiempo de ocio de los pequeños y pequeñas, con las medidas de seguridad sanitarias marcadas por las diferentes administraciones, una situación que ha obligado a la concejalía a reorganizar la actividad y reducir el número de admisiones.

Las medidas sanitarias de seguridad no impiden la celebración de las Escuelas de Verano 2020 en Argamasilla de Alba 1

Para seguridad de todos los niños y niñas, así como para poder ofrecer este servicio municipal al mayor número posible de familias, las inscripciones de este año se han distribuido para los meses de julio o agosto. Además, se ha establecido un único turno de lunes a viernes en horario de 10.00 a 14.00 h. en ludoteca, mientras que en el caso de la Pequeteca se ha establecido la entrada y salida escalonada, para evitar la aglomeración de niños y niñas en la entrada.

El número máximo de inscritos tanto en Pequeteca (3-6 años) como en Ludoteca (6-12 años) son 20 en cada uno de ellos, los cuales han sido distribuidos en reducidos grupos bajo la supervisión siempre del mismo monitor que controla las medidas sanitarias de su grupo, como son el uso de mascarillas o la correcta desinfección de las manos.

Este verano 2020 las temáticas elegidas para desarrollar las diferentes actividades en la Escuela de Verano giran en torno a PJ Masks en el caso de la Pequeteca, mientras que en la Ludoteca lo hace entorno a unas peculiares escuelas de magia, con cierto aire a la saga del estudiante de magia más conocido de la literatura infantil y juvenil, que han denominado “Hogwhite”.

Las familias interesadas en inscribirse para el mes de agosto en la EV2020, podrán hacerlo del 15 al 17 de julio en la sede electrónica de la web www.argamasilladealba.es. En este segundo mes tendrán prioridad los niños y niñas que no hayan disfrutado del servicio en el mes de julio, ofreciéndose la posibilidad de participar en agosto, siempre que queden plazas libres, a aquellos y aquellas que lo hicieron en julio.