La alcaldesa de Toledo, Milagros Tolón, y ediles y concejalas de la Corporación Municipal han asistido hoy en la Catedral Primada a la celebración del Domingo de Ramos. La ceremonia ha estado presidida por el arzobispo de Toledo, Francisco Cerro.

La celebración se ha desarrollado en la Seo Metropolitana conforme a las medidas socio sanitarias establecidas por la autoridad competente, como son: aforo limitado, distancia física entre asistentes, uso obligatorio de mascarilla y gel hidroalcohólico.

Con esta cita comienza la Semana Santa en la ciudad Patrimonio de la Humanidad, una fiesta declarada de Interés Turístico Internacional que este año por las circunstancias de la pandemia cuenta con un itinerario por los templos y conventos en los que residen las hermandades y capítulos, impulsado desde el Ayuntamiento de Toledo en colaboración con la Junta de Cofradías.