Se ha inaugurado la exposición de litografías “Toledo Artístico y Monumental” de Genaro Pérez Villaamil con la que el restaurador Adolfo Muñoz conmemora sus cuatro décadas al frente de su reconocido restaurante de la capital regional, llamado “Adolfo”. Esta es una importante muestra de grabados de la ciudad de Toledo que realizó este artista entre 1835 y 1840. Estas fueron publicadas en el libro de viajes del siglo XIX “España artística y monumental”.

A la inauguración de esta exposición, ha asistido el presidente en funciones de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, quien se ha referido a su intención de que la festividad de Corpus Christi se mantenga como fiesta regional mientras él esté al frente de la Comunidad Autónoma y también ha reiterado su deseo de que la Comunidad de Madrid haga festivo también el día de Corpus, lo que ha dicho sería, “algo que iría en beneficio de todos”.

El presidente en funciones de Castilla-La Mancha, también ha querido reconocer al restaurador toledano, del que ha destacado su gran capacidad de acierto en los negocios y su “visión” de futuro. Asimismo, ha señalado que a pesar de haber nacido en Belvís de la Jara, “es más toledano que muchos toledanos y hace más patria de la ciudad que otros”, motivo por el cual fue distinguido con el título de “Hijo Predilecto” de la Región en 2018, durante el acto del Día de Castilla-La Mancha.

Se ha referido, García-Page a que la capital regional ha sido “testigo y testimonio” de la historia “grandiosa” de un país como España, y ha reconocido que Toledo ha sido “una ciudad importante siempre” y ha servido en el pasado, pero también en el presente, “de ejemplo de convivencia, desarrollo y equilibrio entre el pasado y el futuro”.
A la inauguración de la muestra de grabados “Toledo Artístico y Monumental” también ha asistido el consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, el crítico gastronómico, Rafael Ansón y la comisaria de la exposición, Noemí Sierra Gómez.