El Gobierno regional ha reconocido el esfuerzo realizado por los regantes para la modernización de sus instalaciones e infraestructuras de riego que precisan sus explotaciones, y que en el caso de la provincia de Albacete se traduce en 166.920 hectáreas de regadío, un 23,5 por ciento del total de superficie de cultivo.

El director provincial de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Manuel Miranda, y el Jefe de Servicio de Desarrollo Rural, Industrias y Cooperativas, Francisco Selva, han trasladado estos datos de la importancia de los cultivos de regadío en Albacete, durante la reunión mantenida con la Asociación de agricultores de la Nava de Arriba, y con el alcalde de Pozohondo, Víctor Martínez, con el fin de abordar la posibilidad de la puesta en marcha de regadío de sus parcelas.

Miranda ha recordado que Nava de Arriba, situada en el término municipal de Pozohondo, ha contado con el apoyo de la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, al aprobar una concentración parcelaria de carácter privado, “cuyo objetivo era ordenar la propiedad rústica y la mejora de las explotaciones agrarias mediante un aumento del tamaño de las fincas y la reducción del número de parcelas por explotación, dando lugar a una reducción de los costes de producción y una mayor competitividad de las explotaciones agrarias”.

En este sentido, el director provincial de Agricultura ha apuntado que esta concentración parcelaria ha permitido la ordenación de 1.274 hectáreas pertenecientes a 72 propietarios con una superficie media de 17,70 hectáreas por propietario.

Sobre este aspecto, el Gobierno regional ha adquirido el compromiso de estudiar la puesta en marcha del regadío en esta pedanía, una vez realizada la toma de posesión de las parcelas concentradas, “lo que supondría un notable aumento en la rentabilidad y competitividad de sus explotaciones”, ha aseverado.

Además, Miranda ha animado a los representantes de la Asociación de Agricultores de Nava de Arriba a constituir una Comunidad de Regantes, una figura que serviría para organizar y distribuir los recursos hídricos a las parcelas de esta futura zona regable. Asimismo, ha ofrecido el apoyo de la Dirección Provincial de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural en Albacete, tanto administrativo como en la interlocución con la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), con el fin de agilizar la tramitación de la constitución de dicha Comunidad de Regantes

Ayudas para regadíos

La Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural convocó a principios de año, las ayudas para la modernización y transformación de regadíos en la Comunidad Autónoma, en el marco del Programa de Desarrollo Rural de Castilla-La Mancha para el periodo 2014-2020, y que se encuentran dotadas con 31,1 millones de euros.

Miranda ha señalado que “estas ayudas tienen como finalidad el mejorar la gestión de los recursos hídricos en la agricultura mediante el incremento del ahorro y el control de agua y a su vez obtener unas explotaciones más rentables que paralelamente inviten a la fijación de mano de obra en el medio rural.

Para finalizar la reunión, el director provincial de Agricultura en Albacete ha instado a esta Asociación, una vez constituida la comunidad de regantes, a solicitar estas ayudas que serán convocadas de nuevo en los próximos meses y en seguir en esta línea de mejora de sus explotaciones, que les permitirá mejorar sus rentas y calidad de vida.