El Gobierno de Castilla-La Mancha desactivó el Plan Específico ante el Riesgo por Fenómenos Meteorológicos Adversos (METEOCAM), que se encontraba en fase de alerta en toda la Comunidad Autónoma por intensas lluvias y tormentas.

La desactivación de los Planes la lleva a cabo la Dirección General de Protección Ciudadana tras comprobar una evolución positiva de las predicciones elaboradas por la Agencia Estatal de Meteorología, así como la ausencia de incidentes generados por lluvias o tormentas.

En la última etapa de ativación, hacia fines de septiembre, el METEOCAM estuvo activo dos días y medio y el Servicio de Atención y Coordinación de Urgencias y Emergencias 1-1-2- de Castilla-La Mancha registró un total de 59 incidentes, ocasionados principalmente por la acumulación de agua en calzadas y carreteras, especialmente en las provincias de Guadalajara y Albacete.

La provincia de Guadalajara ha sido en la que se han registrado un mayor número de incidentes, un total de 23. La mayor parte de ellos se concentraron en la zona de Loranca de Tajuña. A causa de ellos, en la provincia alcarreña se vieron afectadas por desprendimientos y balsas de agua carreteras como la CM-2001, CM-2028, CM-2029 y la CM-2000.

La segunda de las provincias donde mayor incidencia tuvieron las copiosas lluvias y tormentas fue Albacete, donde se contabilizaron un total de 15 sucesos ocasionados por la acumulación de agua, muy especialmente en las zonas de Fuentealbilla, Abengibre y Navas de Jorquera. Así, en esta provincia las carreteras afectadas fueron la AB-106, AB-202 y la CM-3218.

En Ciudad Real se registraron un total de 10 incidentes durante la activación del METEOCAM, afectando sobre todo calles y carreteras en las localidades de Malagón, Pozuelo de Calatrava y Torralba de Calatrava, donde se formaron enormes balsas de agua.

En Cuenca, sin embargo, aunque tan solo se registraron ocho incidentes, en zonas como Villaconejos de Trabaque o Ledaña en varias carreteras como la CM-310 y la CM-3222, se acumuló agua en la calzada. Por último, en la provincia de Toledo tan solo se registraron tres incidencias por este motivo.

Afortunadamente, en ninguno de los incidentes registrados durante la activación del METEOCAM hubo que lamentar daños personales.