Talavera de la Reina (Toledo), 5 de enero de 2018.- El delegado de la Junta en Talavera, David Gómez Arroyo, ha valorado que la Residencia para Mayores ‘Virgen del Prado’ de Talavera de la Reina es “un buque insignia y un modelo de la atención que presta el Gobierno de Castilla-La Mancha, centrada siempre en las personas” y por ello, añadía, “este centro de titularidad pública está muy reconocido en la ciudad”.
 
David Gómez, que hoy ha mantenido su tradicional encuentro navideño con las personas mayores de la Residencia ‘Virgen del Prado’ de Talavera de la Reina, ha subrayado que “en el Gobierno de Castilla-La Mancha somos muy conscientes de que las políticas públicas están para servir a las personas y prestar la mejor atención a todos los ciudadanos, especialmente con el máximo cariño a nuestros mayores, cuando ya no pueden estar solos o valerse por sí mismos”.
 
En este sentido, el delegado ha recordado que el Gobierno regional, además de inaugurar el pasado mes el Centro de Atención a Personas con Discapacidad Intelectual Grave (CADIG) de Talavera de la Reina, va a destinar también “una partida muy importante de fondos públicos en 2018 para inversiones en obras de mejora del edificio de la Residencia ‘Virgen del Prado’, entre otras de su fachada”.
 
En la Residencia para Personas Mayores ‘Virgen del Prado’, que dispone de una plantilla de unos 140 trabajadores, se presta atención a alrededor de 200 mayores, entre residentes y usuarios de su Servicio de Estancias Diurnas.
 
En este centro socio-sanitario se ofrece una atención integral y servicios continuados de carácter personal, social y sanitario en función de la situación de dependencia y de las necesidades específicas de apoyo, registrados en un Plan Interdisciplinar de Atención Personalizada.
 
Los principales objetivos de la residencia son: prestar servicios y programas de intervención ajustados a las necesidades de las personas en situación de dependencia que están siendo atendidas; así como promover el envejecimiento activo y la autonomía de las personas usuarias con acciones de prevención y motivación hacia una forma de vida saludable que propicie su desarrollo personal.
 
Igualmente, sirve de apoyo a los familiares de las personas residentes y usuarias del centro, favoreciendo el acompañamiento personal y, por otra parte, ayudando a la conciliación de la vida social y laboral de las familias que conviven con sus mayores, mediante servicios específicos de atención y respiro.

También te puede interesar:  El Servicio de Rehabilitación de Cuenca incorpora una nueva técnica para el tratamiento de las tendinopatías calcificadas de hombro