Esta mañana, varios miembros del equipo de gobierno del Ayuntamiento de Ciudad Real, han recibido la llamada de los rastreadores de posibles contagios COVID-19, al haber estado en contacto estrecho con un positivo.

Esta mañana, varios miembros del equipo de gobierno del Ayuntamiento de Ciudad Real, han recibido la llamada de los rastreadores de posibles contagios COVID-19, al haber estado en contacto estrecho con un positivo.

Los llamados se han realizado las pruebas preceptivas marcadas por Sanidad, habiendo sido todos negativos. Sin embargo, y como establecen los protocolos en estos casos, deben mantenerse aislados como medida preventiva.

Por eso, se han suspendido las agendas en lo que concierne a visitas o contactos personales, si bien continúan trabajando telemáticamente.