Colaboración entre Terapia Ocupacional del Hospital de Parapléjicos y un proyecto de ingeniería para la creación de una silla de ruedas infantil personalizada.

El Hospital Nacional de Parapléjicos (HNP) de Toledo, perteneciente al SESCAM, ha colaborado en el diseño y desarrollo de una silla de ruedas infantil basada en el concepto DIY (‘Hazlo tú mismo’). Esta iniciativa ha sido llevada a cabo en conjunto con la ingeniera Lupe Alonso Gallego, de la Universidad Politécnica de Madrid.

La silla de ruedas infantil DIY, diseñada para niños de 9 a 30 meses, es el resultado de un trabajo fin de grado en el que se busca reducir enormemente su coste al permitir que familiares y personas cercanas al paciente puedan construirla. La idea surge de la falta de productos comerciales asequibles para este rango de edad y de las soluciones caseras actualmente fabricadas por los familiares de los niños con afectación medular espinal.

El diseño se basa en la fabricación con materiales accesibles y tareas técnicas simplificadas, lo que permite que el prototipo construido sea utilizado en el Hospital Nacional de Parapléjicos. La silla también permite realizar modificaciones e incluso añadir piezas impresas en 3D para aumentar su funcionalidad.

Además, la silla está diseñada de manera configurable, para adaptarse al niño con lesión medular que va a variar sus dimensiones por el propio crecimiento. El diseño permite tres tamaños diferentes, que se obtienen variando la posición de los diferentes elementos de la estructura.

La iniciativa surge para responder a la necesidad de niños muy pequeños con afectación medular que llegan al hospital, para los que no existía una silla de ruedas adaptada para iniciar los desplazamientos de manera autónoma. La silla permite que los niños se puedan desplazar de manera independiente, especialmente en el entorno doméstico, explorando los espacios, yendo a por sus juguetes, entre otras actividades.

Esta colaboración es una muestra más de la larga tradición innovadora de la Unidad de Terapia Ocupacional del Hospital Nacional de Parapléjicos, que busca constantemente mejorar las actividades de la vida diaria del paciente con movilidad reducida. La silla de ruedas infantil DIY se suma a otras iniciativas innovadoras, como la incorporación de la tecnología de impresión en 3D para la fabricación de dispositivos, el uso de la tecnología domótica, y la aplicación de la gamificación en la Terapia Ocupacional.

En definitiva, este proyecto no solo es un ejemplo de innovación en el ámbito de la salud, sino que también representa una filosofía de vida que conecta con la idea de que las personas son capaces de crear o transformar cosas con sus propias manos aplicando las tres erres: Reducir, Reciclar y Reutilizar.

Suscríbite a las noticias del Diario de Castilla-La Mancha

– patrocinadores –

Síguenos en redes

Noticias destacadas

– patrocinadores –

Scroll al inicio
×