La alergía es un recurrente cada año, van por estaciones para según que alérgicos, pero especialmene la primavera se ceba con este colectivo que tiene alérgias relacionadas con gramíneas y la polinización del olivo. La subida de las temperaturas y el avance de la primavera harán que los niveles se polén crecan hasta 5 veces en mayo y se mantengan hasta mediados de junio.

La pero parte para los alérgicos comenzará a mediados de mayo que será cuando se estima que la polinización del olivo comenzará, con un alto impacto en Castilla-La Mancha y muchas partes de Andalucía.

Las Sociedad Española de Alergía es la que nos informa de que los niveles moderados de pólenes de gramíneas serán “críticos” para los alérgicos si el tiempo continua cálido y seco, como se preveé. El Doctor Francisco Feo Brito, jefe de Alergología del Hospital General Universitario de Ciudad Real, comentó a los medios que los niveles de polen se podrían multiplicar por cinco, en apenas horas, por lo que si faltan medidas de protección para los asmáticos estos podrían acabar en urgencias.

Es muy importante seguir los tratamientos con antihistamínicos orales e inhalados tanto broncodilatadores como de mantenimiento con corticoides que ayudan a mejorar y proteger para que los síntomas de la alergía no sean tan intensos. Además al evitar que nos piquen ojos y nariz, también ayudará a que nos toquemos mucho menos la cara, algo vital para reducir los contagios por Covid-19.

Deben utilizar mascarillas los alérgicos

El uso de mascarillas en pacientes alérgicos disminuye el consumo de medicamentos de rescate y las visitas a urgencias. Las mascarillas reducen hasta un 80% las partículas de pólenes, ácaros del polvo, esporas de hongos y los epitelios de los animales.

La mejores mascarillas para protegernos frente al polen son las FFP2 y las FFP3, siendo las mascarillas quirúrgicas poco efectivas en este caso.

¿Cómo distingimos los síntomas de la alergia de los del coronavirus?

Es fácil diferenciar alergia y coronavirus, si tenemos alergia básicamente habrá ausencia de fiebre, así como que con el asma el uso de broncodilatadores hace que los sintomas remitan o se reduzan, mientras que con Covid-19 no lo hace.

El coronavirus no supone un mayor riesgos para asmáticos o alérgicos siguiendo los tratamientos adecuados.

Conoce los níveles de pólenes en España

A través de la web de Pólenes del Sociedad Española de Alergología podemos conocer por provincias y tipos de pólenes la intensidad en cada momento.

En el caso de las gramíneas los niveles de alerta son:

  • Bajo: < 10 granos/metro cúbico
  • Medio: 10 – 50 granos/metro cúbico
  • Alto: > 50 granos/metro cúbico

Para el polén del olivo los niveles de alerta son:

  • Baja: < 100 granos/metro cúbico
  • Media: 100 – 200 granos/metro cúbico
  • Alta: > 200 granos/metro cúbico

Entrevista al Doctor Francisco Feo Brito en Cadena SER

La entrevista con el Dr. Feo Brito Jefe de Alergología del Hospital General de Ciudad Real está disponible en el siguiente enlace.

Pólenes alergénicos en España

Considerando los pólenes alergénicos globalmente en España, las gramíneas de crecimiento espontáneo tal como el Trisetum, Dactylis y otras muchas más (malas hierbas que crecen en los bordes de las carreteras, campos de cultivo, descampados, praderas..etc) resultan ser la causa más importante de polinosis.

La sensibilización a gramíneas es dominante en el Centro y Norte de la Península a excepción del litoral Mediterráneo, donde por el contrario la Parietaria judaica (una maleza) relega a las gramíneas a un segundo lugar. Igual ocurre con la Olea (olivo) en el sur de España, en aquellas áreas con extensas superficie de olivares, tales como Jaén, Córdoba o Granada, donde este polen resulta ser la principal causa de polinosis, ocupando las gramíneas un segundo puesto.

Otros pólenes alergénicos importantes son los Plantagos, Artemisia y Salsola y Chenopodium. También pueden producir polinosis aunque con un carácter mas local la Betula (abedul) en los montes gallegos y cornisa cantábrica, las Cupresáceas “arizónicas y cipreses” (Enero-Febrero) en Madrid o Barcelona, el Platanus (plátano de sombra) (Marzo-Abril) en Madrid, Mercurialis (una maleza Febrero-Noviembre) en Tarragona, Pinus (Febrero Abril) en Bilbao y Palmáceas en Elche (febrero-abril). Es probable que en futuros estudios puede extenderse a otras áreas geográficas la importancia alergológica de estos pólenes.

Los alérgicos sufrirán la múltiplicación por 5 del nivel del polen este mes de mayo 3

Una información de la Sociedad Española de Alergología en su web sobre Pólenes.