Seis empresas de Castilla-La Mancha de sectores industriales como  productos metálicos, productos de limpieza industrial, envases para GLP, domótica y soluciones de automatización, equipamiento e instalaciones antinicendios, equipamiento de lavandería industrial participan estos días en una misión comercial en Qatar de la mano del Gobierno autonómico a través del Instituto de Promoción Exterior de Castilla-La Mancha (IPEX).

Parte de los costes de esta misión están asumidos por el IPEX, que además de organizar y coordinar la misión, concederá a las empresas participantes una ayuda económica en concepto de gastos de viaje y asistencia técnica. Esta acción se puede cofinanciar con fondos FEDER.

Este tipo de acciones sectoriales de promoción organizadas desde el IPEX ayudan a las empresas a obtener información de relevancia sobre su sector, establecer y ampliar contactos en el mercado y sobre todo mantener reuniones con posibles clientes para promocionar y exportar sus productos.

Qatar es una de las economías más ricas del mundo, fruto de sus recursos naturales de petróleo que constituyen el 51 por ciento de su PIB, pero la verdadera importancia económica de Qatar se encuentra en sus amplias reservas de gas natural, siendo el primer productor mundial de gas licuado y el tercero en gas.

Por su población, alrededor de 2,6 millones de habitantes, Qatar es un mercado pequeño, pero en expansión y que resulta atractivo para la empresa extranjera en tanto que ofrece una cartera de proyectos ambiciosos y de gran dotación, sobre todo, en infraestructuras de transporte, urbanismo, educación, sanidad, desarrollo inmobiliario o deportes.

Qatar es un país netamente importador de bienes y productos industriales, dado que la producción local es prácticamente inexistente.

La construcción es un sector prioritario para el país. Una de las prioridades del estado de Qatar es la preparación para la celebración del Mundial de Fútbol en 2022, en todos los ámbitos: instalaciones deportivas, transporte y hoteles. Además tiene planificado la ampliación de diferentes infraestructuras con proyectos ya iniciados como el metro, metro ligero y ferrocarril, autopistas, ampliación del aeropuerto de Doha y el nuevo puerto ‘Hamad Port’.

La distribución comercial en Qatar, está organizada en torno a grandes grupos empresariales pertenecientes a las grandes familias de negocios del país, que a su vez, mantienen altos cargos en los diferentes órganos de Gobierno.

Según el último informe del FMI, las previsiones de crecimiento de Qatar son favorables. El fuerte crecimiento seguirá dependiendo en gran medida de los hidrocarburos, si bien la diversificación, traducida sobre todo en productos petroquímicos con mayor valor añadido y servicios financieros y educativos, potenciará el desarrollo económico del país.