La Dirección Provincial de Bienestar Social ha programado hasta finales de año la continuidad de nueve talleres de envejecimiento activo y bienestar mental de personas mayores, que tras haberse impartido ya con una amplia participación en los municipios toledanos de Numancia, Casarrubios, Cobisa, Madridejos, Ugena y Camuñas, ahora se van a desarrollar en otras 19 localidades de la provincia, realizando en total más de cien nuevas sesiones de trabajo.

Los talleres son impartidos por psicólogos y psicólogas especializados de la Asociación para la Solidaridad e Igualdad de Oportunidades (ASIO), y trabajan en un programa regional para promover el envejecimiento activo y saludable entre los mayores. Los tallerse van a celebrarse en los próximos meses y hasta diciembre en: Nambroca, Bargas, Carranque, Corral de Almaguer, Illescas, Mocejón, Méntrida, Navahermosa, Los Yébenes, Esquivias, La Puebla de Almoradiel, Ontígola, Recas, Sonseca, Villacañas, Villafranca de los Caballeros, Villanueva de Alcardete, El Viso de San Juan y Yeles.

De esta forma, dichos talleres formativos, destinados a la mejora del bienestar mental, familiar y social, así como a la promoción del pensamiento positivo, la mejora del humor y el desarrollo, y al mantenimiento cognitivo de las personas mayores, llegarán este año a un total de 25 municipios de la provincia.

Las temáticas de los talleres son novedosas, creativas y originales, y están pensadas a través de las aportaciones realizadas por los propios mayores a quienés van dirigidas.

Talleres como ‘Psicología aplicada a la vida diaria’, ‘Las huellas del tiempo’ o ‘Retos para mentes despiertas’ son algunos de los que se imparten promoviendo, además de la diversión, nuevos aprendizajes y la estimulación cognitiva de los participantes.

Entre los objetivos que se buscan alcanzar, hay que destacar la promoción de encuentros sociales para el intercambio de experiencias, el buen trato a los mayores, el desarrollo del pensamiento positivo frente al envejecimiento y el fortalecimiento de la autoestima y la estimulación en la expresión oral y escrita, así como el ejercicio y la participación social.

En definitiva, con todas las actividades organizadas en estos talleres, se trata de promover entre las personas mayores la dignificación del envejecimiento como una etapa vital que puede estar llena de nuevas oportunidades y aprendizajes.