Los servicios de Policía Local y Bomberos dependientes del Ayuntamiento de Toledo han tenido que atender un total de 30 incidencias a causa de las fuertes rachas de viento que se están registrando este viernes en la capital regional.

De estas 30 intervenciones registradas hasta las 18:30 horas, 22 han requerido la presencia de los Bomberos de la ciudad y 19 de ellas han sido como consecuencia de caída de árboles y ramas.

El concejal de Seguridad Ciudadana, Juan José Pérez del Pino, ha indicado que “afortunadamente” no ha habido que lamentar daños personales, aunque sí se han visto afectados vehículos estacionados en la vía pública.

Ante la alerta anunciada esta mañana por la Agencia Estatal de Meteorología sobre este temporal de viento, a las 10:30 horas, el Consistorio toledano ha procedido a clausurar varios parques como el de las Tres Culturas, La Vega, el del Alcázar, el parque Escolar o Circo Romano, y el parque de Aquisgrán.

Estos espacios verdes, según ha indicado el edil de Seguridad Ciudadana, no abrirán sus puertas hasta que los técnicos municipales evalúen la situación en la que han quedado cada uno de ellos.

Ante este tipo de climatología adversa, tal y como ha recordado Juan José Pérez del Pino, es siempre recomendable no salir de casa a no ser que sea imprescindible y alejarse “en la medida de lo posible” de arbolados y cornisas.