El consumo en Madrid en 2021 se ubicó en un 33% debajo de la media registrada en 2019, y el tránsito de peatones bajo un 38% respecto al año previo a la pandemia, según el Índice TrueBroker (iTB). Estos resultados tiran por la borda las expectativas más optimistas que anticipaban un rebote fuerte del consumo en 2021, especialmente en la época de Navidad, y el omicrón es responsable

Ómicron y sus efectos en el consumo y la circulación en Madrid.

Es el segundo año consecutivo en que Madrid sufre una caída del consumo en sus calles. El miedo y el desánimo por la alta contagiosidad de la variante ómicron se extendieron por toda la ciudad, en todas las franjas de edad y clases sociales, sin distinción. Todas las zonas de la ciudad registran una fuerte contracción anual en peatones y consumo. Las zonas más castigadas fueron las Zonas de Oficinas (-71%), las Residenciales (-49%) y la Zona Centro Turística (-48%) menos de peatones durante todo el 2021.

Solamente una zona de Madrid, de las 6 en que el iTB tiene dividido tipológicamente el análisis de la ciudad, tuvo un consumo anual con rebote positivo, la Zona Centro Local. De todas formas es casi inapreciable el rebote, +1,3% respecto al año previo al COVID. Además hay que añadir el hecho de que 2019 no fue un año particularmente bueno para el comercio.

“Si Madrid, una de las ciudades españolas con menos restricciones, ha tenido una caída del consumo durante dos años, que habrá pasado en el resto de ciudades de España que han sido más restrictivas”, comenta Pablo Beltrán, CEO de TrueBroker.“Nos encontramos – añade-con un sector donde la mayoría de las empresas son PYMES y autónomos, que crean el 70% de los puestos de trabajo del país, y los rescates o ayudas han sido escasos”.

Fue una excepción, ver meses del año con rebote positivo

Haciendo un análisis mensual del año, descubrimos que la zona de Madrid, que mejor se comportó en materia de consumo, fue Zona Centro Local y solamente tuvo un rebote positivo en 6 de los 12 meses. El año 2020 fue un año de importante caída del consumo, por eso se compara con 2019. El Barrio Salamanca solamente tuvo rebote en 3 de los 12 meses de 2021, y en diciembre se consolidó la caída de nuevo del consumo, empeorando más que en noviembre, con un -21% del consumo a causa de ómicron.

Los Barrios Singulares, los primeros en tener rebotes positivos de Madrid, tuvieron rebote en solo 4 de los 12 meses del año y llevan los últimos 6 meses en negativo. Las otras zonas de Madrid: Zonas Oficinas, Zonas Residenciales y Zona Centro Turística no vieron en todo el año 2021, ni un solo mes con rebote del consumo, siendo todos inferiores al 2019.

Además, la Zona Centro Local, pese a llevar los cinco últimos meses con rebote positivo, vio, en los últimos dos meses, como el rebote se iba encogiendo a causa de la variante ómicron. Precisamente en las fechas en donde se pronosticó un rebote más marcado. “Esto es especialmente llamativo para toda la ciudad –indica el CEO de TrueBroker– ya que no se produjo el fuerte rebote que muchos, entre los que nos incluimos, esperábamos sucediera en Navidad”.

El Barrio Salamanca, una de las dos zonas Prime de Madrid, experimentó en los dos últimos meses del año una reducción de ventas del 17% en noviembre y del 21% en diciembre, siempre comparando con 2019. Se desmiente entonces la recuperación que se esperaba para septiembre y octubre.

Lo ocurrido nos enseña -comenta Pablo Beltrán- que debemos ir viendo mes a mes que sucede en el 2022, con especial cautela, y no dar por descontado que la recuperación del consumo se está produciendo”.

La calle Fuencarral Peatonal recupera el liderazgo en la recuperación del consumo pese al ómicron

Analizando el consumo en Madrid durante diciembre en las calles, Fuencarral Peatonal tuvo un consumo positivo de 30%, superando a la calle Gran Vía Callao (+25%) Estos datos los arroja la comparación con los registros de 2019. De todas formas, sigue siendo un porcentaje por debajo de lo que se esperaba en noviembre y el impacto de ómicron es innegable.

En Serrano hubo una caída del consumo del 8,6% y en Goya del 33%, respecto al mismo periodo en épocas pre-COVID.  Llama la atención que la calle Gran Vía Callado, que lideraba la recuperación por calles, desde septiembre fue reduciendo su nivel de recuperación, pasando de un +54% en septiembre, a un +28% en diciembre. Esto implica una reducción del rebote a casi la mitad.