Máximo número de profesionales trabajando en la historia de la sanidad de Castilla-La Mancha, según el Gobierno regional.

La sanidad de Castilla-La Mancha alcanza un máximo histórico en número de profesionales

El consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, ha destacado en un desayuno informativo la considerable cantidad de profesionales de la salud trabajando en Castilla-La Mancha. Con más de 38.000 colaboradores, el sistema sanitario regional se encuentra en su punto más robusto hasta la fecha.

Fernández Sanz atribuye este logro a la apuesta por la formación, la aprobación continua de ofertas de empleo y las favorables condiciones laborales ofrecidas por el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM). Estas medidas han convertido al sistema sanitario en uno de los más atractivos para la retención y atracción del talento.

El Gobierno de Emiliano García-Page ha aprobado un total de 7.663 plazas en ofertas públicas de empleo para el SESCAM desde 2015, lo que ha permitido reducir la temporalidad a aproximadamente siete por ciento, por debajo incluso de las directrices del Ministerio de Sanidad.

Además, el Plan de Perspectiva Contractual, implementado en 2020, ofrece tres años de contrato estable a todos los residentes que finalicen su formación en el SESCAM o cualquier otro servicio de salud del país, como parte de la estrategia de retención del talento.

En el ámbito de la Atención Primaria, se está formando un número equivalente de médicos en comparación con los que se jubilan, una consideración importante dado que el 25 por ciento de los pacientes de la región son enfermos crónicos, representando el 80 por ciento de las consultas en Atención Primaria.

Para continuar impulsando la capacidad resolutiva de los profesionales de este nivel asistencial, el consejero ha anunciado que se seguirá invirtiendo por encima del 25 por ciento del presupuesto en este ámbito, además de aumentar el acceso a pruebas diagnósticas.

Desde 2015, el Gobierno regional ha destinado una inversión de 400 millones de euros en tecnología, lo que ha llevado a que todos los hospitales de Castilla-La Mancha cuenten al menos con una resonancia magnética, en contraste con el año 2002, cuando ningún hospital de la Comunidad disponía de este equipamiento.

En cuanto al panorama de la sanidad a nivel nacional, Fernández Sanz ha hecho hincapié en la importancia de una financiación adecuada para comunidades como Castilla-La Mancha, que cuenta con una población de 2 millones de habitantes distribuidos en 80.000 kilómetros cuadrados. Insiste en la necesidad de obtener una financiación que permita ofrecer una cartera de servicios equiparable a la de otras regiones de España, con la meta final de transformar la sanidad en verdadera salud.

Suscríbite a las noticias del Diario de Castilla-La Mancha

– patrocinadores –

Síguenos en redes

Noticias destacadas

– patrocinadores –

Scroll al inicio
×