Los Presupuestos para 2024, reflejo del diálogo social, priorizan el gasto social y el empleo según el Gobierno regional y CCOO.

El Gobierno de Castilla-La Mancha y el sindicato CCOO han anunciado hoy que los Presupuestos Generales de la Junta de Comunidades para el año 2024 pondrán énfasis en el gasto social y en las políticas de empleo. Ambas partes coinciden en que estos presupuestos reflejan el diálogo social existente en la región.

En una rueda de prensa celebrada en la Consejería, el consejero de Hacienda, Administraciones Públicas y Transformación Digital, Juan Alfonso Ruiz Molina, informó al secretario general de CCOO, Paco de la Rosa, sobre las líneas generales del proyecto de ley de presupuestos para el próximo año. Ruiz Molina destacó que el diálogo social es una “seña de identidad” del Gobierno regional, así como de los empresarios y sindicatos de la región.

El consejero también hizo referencia a algunos datos económicos positivos, como los resultados de la Encuesta de Población Activa del tercer trimestre de 2023, que indican que se ha superado la cifra de 900.000 empleados en la región desde que Emiliano García-Page asumió el cargo. Ruiz Molina señaló que estos datos demuestran los beneficios de la estabilidad política y el clima de entendimiento que se vive en la región.

En relación al informe publicado por la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) sobre las líneas fundamentales del proyecto de presupuestos para 2024, Ruiz Molina destacó que las cuentas de Castilla-La Mancha se han elaborado de manera prudente en relación a los ingresos y con moderación en relación a los gastos, lo que permitiría reducir la deuda en más de dos puntos porcentuales el próximo año.

En cuanto al gasto social, Ruiz Molina recordó que representa el 70 por ciento de los presupuestos y asciende a 7.300 millones de euros, que se destinarán a fortalecer los servicios que sustentan el Estado del Bienestar. El consejero destacó la importancia de prestar estos servicios con la calidad que merecen los ciudadanos, por lo que se ha asignado suficiente presupuesto para reducir las ratios en Educación, contratar nuevos profesionales dedicados a la inclusión educativa, mantener y adaptar las plantillas de los centros sanitarios y fortalecer los equipos de atención a la dependencia.

En cuanto a las políticas de empleo, Ruiz Molina valoró el esfuerzo realizado en los últimos años y anunció que en 2024 se destinarán más de 330 millones de euros a los planes de empleo, lo que representa un aumento del 2,5 veces en comparación con 2015. Este presupuesto permitirá desarrollar un nuevo Programa de Apoyo Activo al Empleo, acordado en consenso con las diputaciones, la FEMP, los sindicatos y los empresarios, con un presupuesto de 73 millones de euros y más de 7.000 beneficiarios. También se promoverá el emprendimiento y el autoempleo, con una inversión de 23 millones de euros, y se acelerará la Formación Profesional para el Empleo, con una cifra de 121 millones, casi el doble de la inversión realizada en 2015.

En resumen, estos presupuestos se centran en el gasto social y en la creación de empleo, y se han elaborado a través del diálogo social con las diferentes administraciones. Tanto el Gobierno de Castilla-La Mancha como el sindicato CCOO consideran que estos presupuestos reflejan el compromiso de destinar recursos importantes a los servicios públicos y mejorar la calidad de vida de los ciudadanos.

Suscríbite a las noticias del Diario de Castilla-La Mancha

– patrocinadores –

Síguenos en redes

Noticias destacadas

– patrocinadores –

Scroll al inicio
×