El director general de Salud Pública de la Consejería de Sanidad, Juan Camacho, ha participado esta mañana en sendas reuniones de trabajo junto a representantes del Ayuntamiento de Albacete y de la Subdelegación del Gobierno en esa provincia  para evaluar la situación de los temporeros que permanecen confinados a causa del brote de coronavirus declarado en el asentamiento de la carretera de las Peñas.

En estos encuentros, a los que también han asistido miembros de la asociación ACAIM, los representantes de la Consejería de Sanidad han expuesto un análisis de la situación epidemiológica actual de las personas confinadas en los espacios habilitados en el pabellón del Instituto Ferial de Albacete (IFAB), indicando la necesidad de seguir manteniendo la cuarentena de las personas allí alojadas.

En este sentido, y con vistas a mejorar las condiciones de habitabilidad y evitar que se sigan produciendo nuevos contagios, las administraciones han adoptado la decisión de sustituir el actual sistema de aislamiento en el IFAB, cedido para este uso por la Diputación Provincial y el Ayuntamiento de Albacete, por un aislamiento en grupos pequeños, no más de 25 personas, en instalaciones diferenciadas, bajo la supervisión de la Consejería de Sanidad.

El traslado a estas nuevas ubicaciones se iniciará mañana. En el mismo momento en que se proceda a la evacuación a las diferentes instalaciones, todos las personas serán sometidas nuevamente a una prueba PCR, con el fin de mantener lo más actualizada posible la situación epidemiológica.