Fotografía: Ignacio Domínguez/CuencaON

Castilla-La Mancha publicó a finales de abril las nuevas fechas de la EVAU, que se celebrará los días 6,7 y 8 de julio para la convocatoria ordinaria y los días 1, 2 y 3 de septiembre para la extraordinaria. En total, están llamados a participar más de 11.000 alumnas y alumnos de la UCLM, en una convocatoria marcada por estrictas normas de seguridad y organización a consecuencia de la COVID-19.

La consejera de Educación, Cultura y Deportes, Rosa Ana Rodríguez, ha celebrado hoy una rueda de prensa para dar cuenta de los detalles más destacados de la convocatoria de este curso 2019-2020, en la que ha concretado que su Gobierno ha tenido en cuenta cuatro aspectos para celebrarla: el académico, el espacial, el organizativo y el de la protección del alumnado y el profesorado.

En lo que se refiere al primero, Rodríguez ha recordado que los exámenes de la EVAU de este curso ofrecerán al alumnado más opciones para compensar el hecho de que los alumnos y alumnas hayan tenido que pasar todo o buena parte de la recta final del curso en confinamiento, con condiciones muy desiguales de acceso a la docencia online.

De ahí que se haya prescindido – ha dicho – del modelo estándar, en el que los alumnos tenían que elegir entre la opción A y la opción B y se haya apostado por un único modelo de examen aumentando la optatividad.

“Además, como todos los años, una vez más se ha apostado por una prueba que durará 90 minutos, con 45 minutos de descanso entre dos exámenes”, ha concretado.

Rosa Ana Rodríguez también ha concretado que una de las principales novedades de esta edición es el establecimiento de un nuevo horario de exámenes que implanta turnos de mañana o tarde en función de si el alumnado es de Bachillerato de Ciencias, por un lado, o de Humanidades, Ciencias Sociales o arte, por el otro.

“Con estos turnos de mañana o tarde se logra reducir a la mitad la presencia de alumnado en las sedes durante la realización de los exámenes, permitiendo, asimismo, que los estudiantes no tengan que esperar durante el mediodía o realizar la comida en el entorno de la propia sede”, ha sentenciado.

La consejera también se ha referido al segundo aspecto, el espacial. En este sentido, Rodríguez ha dicho que el criterio ha sido el de incrementar los espacios para cumplir las recomendaciones estipuladas por sanidad. “Tras varias deliberaciones, hemos decidido incrementar los espacios disponibles en cada sede, reforzando asimismo los tribunales. El objetivo es que, en todas las sedes, situadas en la universidad o en institutos de secundaria, exista una distancia de al menos 1,5 metros entre alumno y alumno” ha aseverado.

De este modo, la prueba de acceso a la universidad, la denominada como EVAU, se celebrará, como así ha sido en citas anteriores, en los lugares habilitados para tal fin en la universidad, además de en una serie de institutos.

En concreto, en la provincia de Albacete tendrá lugar en el IES ‘José Conde García’ de Almansa, el IES ‘Justo Millán’ de Hellín y en el IES ‘Virrey Morcillo’ de Villarrobledo. En la provincia de Ciudad Real, en el IES ‘Juan Bosco’ y el IES ‘Cervantes’ de Alcázar de San Juan, en el IES ‘Pedro Álvarez de Sotomayor’ y en el IES ‘Azuer’ de Manzanares; en el IES ‘Eladio Cabañero’ de Tomelloso y en el IES ‘Francisco Nieva’ de Valdepeñas.

En la provincia de Cuenca, en el IES ‘Fernando de los Ríos’ de Quintanar del Rey y en el IES ‘La Hontanilla’ de Tarancón. Mientras que en la provincia de Toledo en el IES ‘Puerta de Cuartos’ de Talavera de la Reina, en el IES ‘Infante Don Fadrique’ y el IES ‘Alonso Quijano’ de Quintanar de la Orden y el IES ‘Enrique de Arfe’ de Villacañas.

Próximo curso en la UCLM

Preguntada por el próximo curso en la UCLM, la consejera de Educación ha señalado también que el Gobierno regional entiende que la docencia en la Universidad debe ser eminentemente presencial y sería un retroceso aplicar un sistema que fuera prioritariamente online, como se dijo hace unos días.

“La enseñanza online es una opción para un momento de crisis, pero lo que debe primar debe ser la máxima presencialidad posible porque nuestra Universidad no es a distancia sino presencial”, ha aseverado.

Por otra parte, Rodríguez ha señalado que ayer llegó un protocolo de actuación del Ministerio de Universidades con una serie de recomendaciones, en el que se habla del modelo que deben seguir las universidades de cara al curso 2020-21. “Es por tanto ahora el momento para abordar este asunto y no hace 15 días cuando todavía no se conocían las pautas a seguir”.

Igualmente, la consejera ha querido dejar claro que en el documento que ha enviado el Ministerio de Universidades deja muy claro que la educación universitaria en nuestro país debe ser preferentemente presencial.