La primera donación de órganos en asistolia controlada se realiza en el Hospital Mancha Centro

El Hospital Mancha Centro realiza la primera donación de órganos en asistolia controlada

El Hospital General Mancha Centro ha llevado a cabo la primera donación de órganos en asistolia controlada, un procedimiento que consiste en obtener órganos y tejidos de un donante después de que se confirma la muerte por cese irreversible de las funciones cardiorrespiratorias. En contraposición a la donación por muerte cerebral, en la que el corazón sigue latiendo pero no hay actividad cerebral, la donación en asistolia controlada pretende alcanzar el mayor número posible de donantes.

Castilla-La Mancha aprobó en 2019 el Protocolo Autonómico de Donación en Asistolia Controlada para incorporarlo a todos los hospitales con capacidad de extracción de órganos. El Sescam y la Coordinación Autonómica han desarrollado un proyecto de ECMO-móvil (dispositivo de oxigenación por membrana extracorpórea) para conseguir la adecuada perfusión y mantenimiento de los órganos a trasplantar durante el proceso quirúrgico de extracción cuando el corazón deja de latir. Actualmente, la ECMO es la técnica de preservación más ventajosa en términos de mejor función inmediata del órgano trasplantado, menos complicaciones postrasplante, menor estancia hospitalaria y mejor supervivencia del injerto.

Todos los hospitales del Sescam están promoviendo la donación en asistolia controlada con los sistemas de perfusión ECMO. El Hospital de Toledo asesoró el lanzamiento inicial del proyecto ECMO-móvil en el Hospital Mancha Centro, para el que se necesita la participación de distintos servicios hospitalarios.

La donación es un derecho de la ciudadanía y de las familias de los donantes, y siempre que sea posible, las familias deben tener la posibilidad de ejercer este derecho. Cualquier persona que quiera donar sus órganos después de su muerte tiene el derecho de hacerlo, independientemente de la edad. En el caso de menores de edad, es necesario el consentimiento de los padres o tutores para tramitar el carné de donante. Se agradece la generosidad y solidaridad de la familia del donante y el trabajo y dedicación del personal que ha intervenido para que otras personas puedan tener una segunda oportunidad gracias a un trasplante.

Suscríbite a las noticias del Diario de Castilla-La Mancha

– patrocinadores –

Síguenos en redes

Noticias destacadas

– patrocinadores –

Scroll al inicio
×