El equipo directivo del Hospital General Universitario de Ciudad Real quiere expresar que mantiene un diálogo permanente con sindicatos y profesionales.

Ayer mismo el gerente del centro hospitalario, Alberto Jara, trasladó a los sindicatos información de interés en relación con las diferentes dudas y peticiones planteadas en los últimos días por los representantes de los trabajadores.

En este sentido, Jara les informó acerca de las nuevas medidas adoptadas por el Gobierno regional para la protección del personal sanitario con la puesta en marcha del estudio de seroprevalencia en profesionales asintomáticos, además de los protocolos que ya se están siguiendo con todos los profesionales de todas las categorías que presentan síntomas, atendiendo de esta forma al cien por cien de los profesionales de los centros sanitarios del área.

Así, desde el 11 de marzo al 27 de abril, el servicio de Prevención de Riesgos Laborales ha valorado a 1.047 profesionales del área sanitaria, con un total de 367 test diagnósticos positivos por COVID-19.

A fecha de ayer se han registrado 187 profesionales con resultado positivo en COVID-19 y 235 permanecen en aislamiento.

En otro orden de cosas el gerente del centro hospitalario informó a los representantes sindicales del stock de equipos de protección existente, ofreciendo información sobre las cantidades disponibles.

Asimismo, con ánimo de mejorar aún más la accesibilidad a los equipos de protección individual por parte de los trabajadores, se ha constituido un grupo de trabajo donde se han consensuado junto con los mandos intermedios todos los pactos de entrega de este equipamiento.

La entrega de estos equipos se ajustará a estos pactos, los cuales serán dinámicos y estarán en continua revisión en función de la demanda y del stock, siendo el consenso la herramienta a usar para ajustar estos pactos.