El Complejo Hospitalario Universitario de Toledo, dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, ha habilitado una consulta monográfica de Covid-19 de alta resolución para pacientes con alta hospitalaria, ubicada en el Centro de Especialidades, Diagnóstico y Tratamiento “San Ildefonso” de la capital regional.

Esta nueva consulta, que depende del servicio de Neumología del Hospital de Toledo, está diseñada para llevar a cabo el seguimiento de los pacientes que han recibido el alta hospitalaria tras permanecer ingresados con Covid-19 en los hospitales del Complejo Hospitalario. De esta manera, el paciente recibe el informe sobre el diagnóstico y evolución de su enfermedad y la cita para este nuevo servicio médico.

En la misma, compuesta por médico y enfermera, se realizan todas las pruebas en una sola visita evitando los desplazamientos del paciente. Así, explica el jefe de servicio de Neumología, el doctor José Ignacio García del Palacio, se realiza una radiografía de tórax y las pruebas necesarias para evaluar la situación de la función respiratoria y recibir el alta médica definitiva.

Para poner en marcha esta consulta, situada en la planta baja del CEDT de Toledo, se han diseñado dos circuitos diferenciados, uno para pacientes que acuden a esta consulta y otro para los que asisten a las de otras especialidades. Además, los pacientes acceden al servicio de Radiodiagnóstico del CEDT de la planta baja del centro sanitario por la entrada de emergencia y desde allí llegan a la sala de espera de la consulta sin tener contacto con el resto de pacientes.

Cada día son citados un total de veinte pacientes en la consulta regulando el número de personas en cada periodo de tiempo.

El Complejo Hospitalario Universitario de Toledo ha registrado en el periodo de Semana Santa más altas que ingresos hospitalarios por contagio de coronavirus. Así, desde el pasado jueves 9 hasta el lunes 13 de abril se han registrado un total de 153 ingresos de pacientes con síntomas de Covid-19, mientras que 181 personas recibieron el alta hospitalaria y pudieron regresar a sus domicilios habituales.

Ejercicios

Por su parte, el servicio de Rehabilitación del Complejo Hospitalario Universitario de Toledo ha elaborado folletos con ejercicios para facilitar a los pacientes la realización de los mismos en su domicilio una vez que son dados de alta.

En el mismo se recogen una serie de ejercicios respiratorios, de miembros superiores e inferiores,  y  transferencias  para  restablecer la recuperación de los pacientes ingresados, que se pueden realizar con oxígeno si lo precisan, tanto tumbado como sentado, durante cinco o diez minutos, dependiendo de la capacidad del enfermo, y repetirse en la medida de lo posible cada hora.

Los ejercicios para miembros superiores e inferiores permiten mantener los recorridos articulares y la función muscular. Por otro lado, los de miembros inferiores evitan la aparición de complicaciones como la trombosis venosa profunda.  El entrenamiento de las transferencias a sedestación y bipedestación facilita la movilidad, el logro de marcha autónoma y la independencia funcional del paciente.