Concentrados en la Cuenca desde el domingo pasado, 2 de enero, los Hispanos enfrentan el primero de dos compromisos del Torneo Internacional de España –en donde se medirán ante Irán y Polonia- y que servirán como antesala y preparación para el Campeonato de Europa de Eslovaquia y Hungría 2022. El partido se desarrollará mañana, 6 de enero, en el Polideportivo El Sargal de la ciudad castellano-manchega, desde las 20:00. Podrán seguirlo en directo a través de Teledeporte.

Irán, el primer desafío para los Hispanos 1

En la previa del encuentro, el seleccionador nacional afirmó que “el grupo está con muchas ganas de este primer partido después de dos fases intensas de preparación y lo que les gusta a los chicos es competir. Es un partido muy importante porque hay jugadores que llevan poco tiempo en la selección y la puesta en práctica va a ser clave para el primer partido de competición”.

En relación al rival, Jordi Ribera destacó: “Irán es un rival muy correoso, de mucho uno contra uno. Tendremos que estar atentos especialmente a no perder la concentración en las continuas situaciones de juego que nos puedan generar y habrá que intentar jugar lo más serios posible para que nos sirva de cara al futuro”.

Por su parte, Antonio García también valoró estos primeros días de concentración en donde el trabajo físico está teniendo un papel fundamental para poner a punto el equipo: “Estamos satisfechos con la preparación. Sabíamos que veníamos a que nos apretaran un poco y están siendo así, tanto en el gimnasio con Nacho como en la pista con Jordi. El equipo está respondiendo bien y cada día nos vamos sintiendo mejor, aunque sí que es verdad que tenemos ganas de empezar a competir”, ha aseguró.

El lateral izquierdo podría regresar a una lista de un Europeo después de cinco años, tras ser parte de la expedición que logró la medalla de plata en 2016: “Estoy con muchísimas ganas, casi como si fuera la primera vez. Cuando has vivido algo tan bonito y pasa un tiempo, lo echas aún más de menos. Jordi me ha dado la oportunidad de volver a estar aquí, con los Hispanos y tengo muchísimas de empezar a disfrutar en los partidos y luchar por ganar otra medalla para la selección”, añadió.

La última y única vez que España e Irán se enfrentaron, terminó en victoria de los Hispanos por 37:23. Fue el 9 de abril de 2016, en el Preolímpico disputado en el Malmo Arena de Suecia. Ahora, los pupilos de Jordi Ribera luchan por comenzar con buen pie su camino hacia el Europeo, al que llegan como campeones vigentes después de alzar el doble titulo cosechado en 2018 y 2020.

En el primer encuentro frente a Irán se estrenará el ‘Video Proof System’, un sistema novedoso para ayuda arbitral que realiza su primera experiencia piloto. Estará presente en los tres partidos que componen el Torneo Internacional, con el objetivo de ir implantándolo de forma paulatina en las máximas categorías del balonmano español.

Los servicios médicos españoles luchan contra Ómicron

La nueva variante del COVID-19 volvió a poner en jaque a toda la sociedad, también trastocó los planes iniciales del Torneo Internacional de España, que sufrió la baja de Japón debido a varios positivos detectados en la delegación oriental. Finalmente, Irán, Polonia y España serán las tres selecciones que se enfrentarán entre sí en un formato triangular, con un partido al día desde el jueves 6 al sábado 8.

Precisamente con el fin de evitar la aparición y propagación de Ómicron en la delegación española, los servicios médicos están realizando un importante esfuerzo estos días de concentración. El jefe de los servicios médicos de la Real Federación Española de Balonmano, Juan José Muñoz Benito, resaltó que “el comportamiento del equipo está siendo ejemplar”, destacando dos aspectos bien diferenciados que ayudan a la prevención: “Por un lado, tratar de minimizar al máximo la interacción social con el exterior, haciendo una burbuja, no en el sentido estricto, pero sí en el sentido práctico. Y, por otro lado, la política de test que estamos llevando. Llevamos diferentes PCR hechas desde que se concentró el equipo y realizamos test de antígenos casi diariamente que nos permiten monitorizar los resultados de cada uno de los integrantes de la selección”.

Buscando mantener a raya esta nueva variante, y no trastocar los planes de Jordi Ribera para el Campeonato de Europa, los servicios médicos de la selección seguirán trabajando en esta línea de prevención y testeo de forma exhaustiva en las próximas semanas, manteniendo el control sanitario del equipo antes y durante la celebración de la cita continental.