El Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SECAM) ha sido acreditado como Centro Coordinador Autonómico de Centros Comprometidos con la Excelencia en Cuidados (CCEC), tras cumplir una serie de requisitos y compromisos y superar un periodo de transición, con implantación y evolución de resultados.

Así lo ha indicado hoy la directora gerente del SESCAM, Regina Leal Eizaguirre, que ha comparecido en rueda de prensa junto a la directora general de Cuidados y Calidad, Begoña Fernández Valverde, para informar de los detalles de esta acreditación, con la que actualmente solo cuentan otras seis comunidades autónomas españolas.

El CCEC es un programa internacional impulsado por la Asociación Profesional de Enfermeras de Ontario (RNAO), en el que participan instituciones proveedoras de salud y académicas de todo el mundo. En España lo dirige la Unidad de Investigación en Cuidados del Instituto de Salud Carlos III (Investén) y se centra en la creación de un impacto positivo en los cuidados de los pacientes a través de la práctica clínica basada en la evidencia.

La directora gerente del SESCAM ha mostrado su satisfacción por esta acreditación y ha recordado que uno de los ejes de la calidad de la asistencia sanitaria es asegurar que los tratamientos y los cuidados que reciben los pacientes sean de la misma calidad. “Para ello hay que procurar que los cuidados estén apoyados por la máxima evidencia y no hacer actividades de cuidados que no aporten valor”, ha apuntado.

Leal ha recordado que Castilla-La Mancha cuenta actualmente con dos Gerencias de Área Integrada, las de Albacete y Alcázar de San Juan, acreditadas como Centros Comprometidos con la Excelencia en Cuidados, en los que la implantación de las Guías de Buenas Prácticas han supuesto importantes mejoras para la salud de los pacientes.

“Desde la Consejería de Sanidad y el SESCAM ha existido siempre el compromiso de continuar y expandir este programa por toda Castilla-La Mancha, porque contribuye a cambiar la práctica en cuidados hacia una práctica basada en la evidencia, con la que se obtienen resultados para la salud de los pacientes y la práctica clínica de los profesionales”, ha asegurado.

Centros Comprometidos con la Excelencia en Cuidados

Tal y como ha explicado la directora general de Cuidados y Calidad, Begoña Fernández Valverde, el objetivo del Programa de Centros Comprometidos con la Excelencia en Cuidados es fomentar, facilitar y apoyar la implantación, evolución y mantenimiento, en cualquier entorno enfermero, de buenas prácticas en cuidados, basadas en Guías de Buenas Prácticas y Programa de implantación desarrollado por RNAO.

Las Guías de Buenas Prácticas son herramientas que proporcionan directrices y recomendaciones basadas en la evidencia para ayudar a los profesionales y también a los usuarios en la toma de decisiones, con el fin de mejorar los cuidados,  enriquecer la práctica profesional y obtener los mejores resultados en salud.

Asimismo, pretende crear a nivel nacional e internacional una Red de Centros Comprometidos con la Excelencia en Cuidados que fidelice el uso de prácticas basadas en los mejores resultados de la investigación en cuidados.

Los centros que participan en este programa implantan guías de buenas prácticas, en un proceso tutorizado siguiendo una metodología de implantación desarrollada por RNAO y adaptada a nuestro contexto por Investén-ISCIII.

“Ofrecer unos cuidados de enfermería seguros, adecuados, con buenos resultados, es un objetivo que requiere implicación organizacional y que vas más allá de las instituciones sanitarias, ya sean hospitales o centros de salud, ya que los profesionales de enfermería y sus cuidados están en primera línea de atención sanitaria, también en el propio domicilio del paciente o en centros asistenciales sociosanitarios”, ha señalado Fernández Valverde.

En este sentido, ha adelantado que además de consolidar los centros ya acreditados, el objetivo de la Dirección General de Cuidados y Calidad es presentar al menos otros tres centros o gerencias para la convocatoria competitiva que lanzará Investén de este año.

En concreto, se incidirá en el apoyo a la mejora de cuidados en proyectos relacionados con la prevención, evaluación y tratamiento de las úlceras por presión; la prevención de caídas; la prevención y detección de la malnutrición y deshidratación en pacientes con riesgo; la prevención de infecciones asociadas a la asistencia sanitaria, haciendo especial hincapié en la higiene de manos y buen uso de los guantes.

Otros de los proyectos a los que se dará prioridad hacen referencia a la prevención de efectos adversos relacionados con la medicación; la prevención, identificación y cuidados en caso de trombosis venosa profunda y tromboembolismo pulmonar; la canalización, manejo y cuidados de sondas vesicales, nasogástricas, vías venosas y arteriales; y la adherencia y revisión terapéutica en pacientes polimedicados.

Finalmente, la directora gerente del SESCAM ha agradecido el trabajo que han realizado todos los profesionales que han participado en la consecución de esta acreditación, empezando por la directora general de Cuidados y Calidad y siguiendo por César Fernández Buey y Margarita Delgado, enfermeras de la Estrategia de Cuidados de Castilla-La Mancha; las enfermeras de la Gerencia de Atención Integrada de Albacete, María Victoria Ruiz y Ana Isabel Alcañiz; y la líder del programa en la Gerencia de Alcázar de San Juan, Gloria Lorente.