El pequeño Nicolás a la presidencia del gobierno por SALF

Celebración en el Teatro Kapital de Madrid con la presencia del Pequeño Nicolás

El agitador ultra Alvise Pérez celebró su reciente éxito en las elecciones europeas con una fiesta en el Teatro Kapital, un emblemático lugar de la noche madrileña. En esta celebración, destacó la presencia del Pequeño Nicolás, quien se convirtió en uno de los protagonistas de la noche. Las imágenes de la fiesta, difundidas tras los comicios, no han estado exentas de críticas.

Pérez, quien ha irrumpido en el Parlamento Europeo con tres diputados, organizó la fiesta en Kapital y Cats, dos locales muy conocidos entre la juventud madrileña. La presencia del Pequeño Nicolás en el evento ha generado comentarios y críticas, especialmente en redes sociales.

La antipolítica triunfa en una noche electoral

La formación de Alvise Pérez, Se Acabó la Fiesta, consiguió 800,000 votos, superando las expectativas y logrando tres escaños en el Parlamento Europeo. Este resultado se ha obtenido sin recorrer platós de televisión ni conceder entrevistas, basándose en un discurso incendiario y antisistema. Pérez dedicó su victoria a Pepe Lomas, condenado por matar a una persona que había entrado a robar en su casa. Además, lanzó amenazas contra el presidente Pedro Sánchez y los medios de comunicación, demostrando su postura radical y provocadora.

Durante la celebración, Pérez arremetió contra Pedro Sánchez y otros personajes públicos, prometiendo meterlos en prisión. “Pedro, calienta que sales. Y más vale que te escondas en un maletero porque te vamos a meter en prisión”, declaró Pérez. También atacó a periodistas y figuras mediáticas, criticando el gasto público en programas como el de David Broncano en RTVE.

Estrategia y consecuencias judiciales

Pérez se jactó de su populismo y prometió sortear los 2.4 millones de euros que le corresponden por su labor en el Parlamento Europeo. Además, aseguró su apoyo a homosexuales y mujeres víctimas de agresiones, siempre desde una perspectiva controvertida y radical. La estrategia de Pérez también busca blindarse contra las causas judiciales que le persiguen.

En 2020, fue demandado por la exalcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, por difamación, y ha enfrentado otras acciones legales debido a sus publicaciones en redes sociales. Pérez nunca ha ocultado su simpatía por Vox y otros grupos ultras, y ha sido un ferviente opositor de Pedro Sánchez. Su éxito en las elecciones europeas refleja el descontento de un sector de la población que sigue su discurso radical y antisistema.

Suscríbite a las noticias del Diario de Castilla-La Mancha

– patrocinadores –

Síguenos en redes

Noticias destacadas

– patrocinadores –

Scroll al inicio
×