Castilla-La Mancha presenta estos días ante el Consejo de Patrimonio Histórico de España dos candidaturas, el ‘Paisaje Dulce y Salado de Sigüenza y Atienza’, para ser incluida en la lista indicativa de Patrimonio Mundial; y la Colección de Música del Monasterio de Uclés, para obtener el Sello de Patrimonio Europeo.

La viceconsejera de Cultura y Deportes, Ana Muñoz, se ha desplazado junto a su equipo hasta Lazareto de Mahón (Menorca) para defender estas dos propuestas elevadas por Castilla-La Mancha al máximo órgano español en materia de patrimonio histórico.

En concreto, Ana Muñoz ha defendido hoy como propuesta de solicitud de candidatura para el Sello de Patrimonio Europeo la Colección de Música del Monasterio de Uclés. Esta candidatura se justifica por el valor simbólico del enclave para la historia y la cultura de Europa y por la capacidad operativa para llevar a cabo el proyecto en relación con este máximo distintivo europeo.

Ya mañana viernes será cuando la viceconsejera presente ante el Consejo de Patrimonio la candidatura de ‘Paisaje Dulce y Salado de Sigüenza y Atienza’ para ser incluida en la lista indicativa de Patrimonio Mundial. En este caso, Castilla-La Mancha elevará, por primera vez, una candidatura de forma individual, la cual ha sido priorizada tanto por su singularidad como por la importancia que supone para la región.

Para materializar esta candidatura, se ha elaborado una ‘Estrategia de Gestión Integral’ de la comarca que abarca este singular proyecto. Esta zona está conformada por un rico paisaje cultural articulado en torno a los ríos Dulce y Salado, e incluye la ciudad de Sigüenza, la villa de Atienza y 15 aldeas en un modelo de organización territorial de base medieval surgido tras la Reconquista.

Dicha Estrategia de Gestión se articula, además, en base a dos líneas vitales para el Gobierno regional, el desarrollo para la Ley de Paisaje, que pretende proteger los entornos naturales y culturales de la Comunidad Autónoma; así como la Ley de Medidas Económicas, Sociales y Tributarias frente a la Despoblación y para el Desarrollo del Medio Rural en Castilla-La Mancha.

La viceconsejera de Cultura y Deportes, Ana Muñoz, ha señalado que estas dos candidaturas “representan las maravillas patrimoniales con las que cuenta nuestra Comunidad Autónoma y son muestra de interés del Gobierno de Castilla-La Mancha de proteger y promocionar lo mejor de nuestro extenso patrimonio”.

La propuesta de ‘Paisaje Dulce y Salado de Sigüenza y Atienza’ será valorada en estos días por el Consejo de Patrimonio Histórico. En caso de ser favorable, será elevada por el Ministerio de Cultura y Deporte ante la UNESCO para que sea incluida en la lista indicativa, paso previo e imprescindible para ser reconocida como Patrimonio Mundial.

En cuanto a la propuesta de la Colección de Música del Monasterio de Uclés, como candidata a ser presentada por el Gobierno de España para obtener el distintivo del Sello de Patrimonio Europeo, será en el primer trimestre de 2022 cuando el Ministerio de Cultura y Deporte decida si la candidatura castellanomanchega estará entre las dos que se elevarán ante la Unión Europea.