Toledo, 22 de diciembre de 2017.- El Gobierno de Castilla-La Mancha mantiene el crecimiento del Sistema de Atención a la Dependencia en la provincia de Toledo, que hasta finales de noviembre ha registrado un aumento del 44,7 por ciento en el número de beneficiarios y un 31,4 por ciento más de prestaciones ofrecidas que en julio de 2015, según los últimos datos facilitados por el IMSERSO.
 
De esta forma, la provincia de Toledo cuenta con un total de 12.529 beneficiarios en el Sistema de Atención a la Dependencia que están recibiendo 14.161 prestaciones, “lo que supone cerca de 4.000 personas más atendidas y unas 3.400 prestaciones más ofrecidas de las que había al inicio de la actual legislatura”, según ha detallado el director provincial de Bienestar Social, Gregorio Gómez Bolaños, quien ha destacado “el firme compromiso del Gobierno de Emiliano García-Page por seguir creciendo en la atención que tanto necesitan y a la que tienen derecho las personas que están en situación de dependencia, así como sus familias”.
 
Gómez Bolaños añadía que “esta implicación del Gobierno regional, que además cuenta con la complicidad del buen trabajo realizado por los profesionales y técnicos de Bienestar Social, ha permitido que el Sistema de Atención a la Dependencia de Castilla-La Mancha pueda ir recuperando su posición en los primeros puestos de España”.
 
Así entre otros datos positivos, el director provincial subrayaba que, durante estos últimos 29 meses de legislatura, se ha vuelto a registrar un significativo descenso de un 42 por ciento en el número de expedientes pendientes de valorar en la provincia de Toledo, “es decir un total de 1.211 personas, con sus correspondientes familias, que ya no están esperando a que sus solicitudes sean resueltas y que están siendo atendidas debidamente y de acuerdo a sus necesidades”.
 
En cuanto a estas listas de espera, también se han reducido en 2.695 el número de expedientes pendientes del PIA (Programa Individual de Atención), es decir una bajada del 34 por ciento con respecto a julio de 2015.
 
Incrementos en las prestaciones ofrecidas
 
Entre todas estas prestaciones que reciben las personas en situación de dependencia de nuestra provincia, nuevamente se ha registrado un importante aumento del 122 por ciento en el “Servicio de prevención de la dependencia y promoción de la autonomía personal”, con un total de 803 usuarios que ahora están recibiendo este servicio, mientras en julio de 2015 sólo eran 362. Igualmente, las prestaciones de asistente personal han aumentado en un cien por cien, durante este mismo periodo.
 
A continuación se sitúan las prestaciones vinculadas al servicio, que hasta el pasado 30 de noviembre ascendían a un total de 1.574 frente a las 789 que había en 2015, lo que supone un aumento del 99,5%.
 
Asimismo, los servicios de Ayuda a Domicilio se han incrementado en nuestra provincia en un 91%, con un total de 3.232 usuarios atendidos (en 2015, eran 1.692); mientras la atención del servicio de Teleasistencia ha subido un 68%, con un total de 1.531 beneficiados (en 2015, eran 912).
 
También es de destacar que los usuarios de Centros de Día se han incrementado en un 78%, con un total de 784 personas atendidas, mientras en el año 2015 eran sólo 441.
 
Por último, los usuarios de plazas residenciales se han incrementado en un 10%, con un total de 2.973 personas dependientes recibiendo atención residencial en la provincia de Toledo, hasta finales de noviembre.