El Gobierno de Castilla-La Mancha y la DGT formarán este año a 40 policías locales en sistemas de medición de velocidad

El Gobierno de Castilla-La Mancha y la DGT formarán este año a 40 policías locales en sistemas de medición de velocidad 2

Un total de 40 policías locales de toda la Comunidad Autónoma se formarán este año en la utilización de los sistemas de medición de la velocidad de los vehículos en circulación, los ya conocidos radares, así como de las distintas herramientas y complementos utilizados para tal fin, gracias a la colaboración entre el Gobierno de Castilla-La Mancha y la Dirección General de Tráfico (DGT).

Este es el segundo año que la Escuela de Protección Ciudadana, organismo dependiente de la Consejería de Hacienda y Administraciones Públicas, colabora en este curso, por el cual los agentes municipales tienen la oportunidad de conocer tanto los aparatos medidores de velocidad, como la legislación que se aplica.

Hoy se ha desarrollado la primera de las ediciones de esta actividad formativa, en la que se han dado cita un total de 20 policías locales, procedentes de municipios de las cinco provincias de la región, que adquirirán los conocimientos técnicos necesarios para utilizar los sistemas de medición de la velocidad de los vehículos en circulación.

Este curso, que se inició por vez primera durante el pasado año, es posible gracias a la colaboración entre la Consejería de Hacienda y Administraciones Públicas y la Dirección General de Tráfico, dependiente del Ministerio del Interior. De hecho, ha sido este último departamento estatal el que ha cedido sus instalaciones en la capital toledana para llevarlo a cabo, así como los equipos propios de medición, participando, adicionalmente, en parte del desarrollo de contenidos.

En la inauguración han estado presentes el director general de Protección Ciudadana, Emilio Puig; y la jefa provincial de Tráfico de Toledo, Eva María Moreno. Puig ha destacado la importancia de este tipo de actuaciones formativas y ha hecho hincapié en que coincide con la nueva reglamentación de Tráfico, que entró en vigor el pasado lunes, 21 de marzo.

Contenidos del curso

En esta acción formativa los 20 participantes han profundizado en el manejo de los equipos de medición de velocidad y los diferentes modelos que existen, la obtención de los informes para tramitar los procedimientos sancionadores a las personas que incumplan los límites de velocidad en las vías y, por último, la gestión y tramitación de la cesión de los propios equipos de medición de velocidad disponibles a través de la Dirección General de Tráfico.

Además, durante el desarrollo del curso se han llevado a cabo prácticas para conocer los procedimientos y saber cómo se hacen las mediciones, dependiendo del equipo disponible, y la diferencia de vehículo o ciclomotor a medir. Entre teoría y práctica, los policías locales han recibido ocho horas de formación específica sobre los radares de velocidad.

La primera edición de este curso ha contado con la presencia de efectivos procedentes de Tobarra (Albacete); los municipios ciudadrealeños de Argamasilla de Alba, Herencia, La Solana, Moral de Calatrava, Pedro Muñoz y Socuéllamos; los conquenses de Mota del Cuervo y Cuenca; el alcarreño de Alovera y los toledanos de Argés, Casarrubios del Monte, Consuegra, La Puebla de Almoradiel, Los Navalucillos, Madridejos y Toledo.

La segunda edición de este curso está prevista para el mes de septiembre, en las mismas instalaciones de la Dirección General de Tráfico en la capital regional, y dará cabida a otros 20 policías locales de la Comunidad Autónoma.

Ir arriba