El Complejo Hospitalario Universitario de Toledo tiene dos plantas de hospitalización y una unidad de críticos en el Hospital Nacional de Parapléjicos, ambos centros dependientes del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, cuya utilización está enmarcada en el Plan de Contingencia elaborado para responder a la situación de emergencia sanitaria por coronavirus.

El Complejo Hospitalario de Toledo habilitó una unidad de críticos y planta de hospitalización en el Hospital de Parapléjicos 1

De esta forma, un total de 56 pacientes fueron trasladados a lo largo de la semana desde el Hospital Virgen de la Salud de Toledo hasta el Hospital Nacional de Parapléjicos, de los que 54 están ingresados en planta de hospitalización y 2 en la unidad de críticos habilitada en dicho centro sanitario.

Además, el personal de mantenimiento del centro toledano cambió la funcionalidad del gimnasio del servicio de Rehabilitación, ubicado en la planta semisótano del Hospital Virgen de la Salud, para apoyar al servicio de Urgencias del centro. La unidad cuenta con camas, oxigenoterapia y con atención facultativa y de personal de Enfermería.

También se procedió al traslado del área de Urgencia Pediátrica a las consultas ubicadas en la planta baja del edificio Materno Infantil. De esta manera, se diferencian los espacios, tanto de espera como asistenciales, entre los niños y los adultos, mejorando el confort de pacientes y familiares.

Por otra parte, el espacio de la sala de espera de la atención pediátrica se ha transformado en un área de valoración de pacientes de las urgencias generales.

De acuerdo a lo que contempla el Plan de Contingencia elaborado por el centro sanitario, en el servicio de Urgencias del Hospital Virgen de la Salud se establecieron dos circuitos diferenciados, uno para pacientes respiratorios y otro para las demás patologías, y se reubicaron las consultas de atención urgente de Oftalmología y Otorrinolaringología.

El Plan contempla también unidades específicas de ingreso para pacientes con COVID-19. De esta forma, se habilitaron plantas de hospitalización en el Hospital Provincial y en el Hospital Virgen del Valle, y en el Hospital Nacional de Parapléjicos mientras que en el Hospital Virgen de la Salud se sectorizaron las plantas para pacientes con y sin COVID-19.

Para la atención a los pacientes críticos, el Complejo Hospitalario cuenta con tres unidades situadas en el Hospital Virgen de la Salud, en el Hospital Provincial y en el Hospital Nacional de Parapléjicos. Asimismo, contempla la posibilidad de sumar a los recursos existentes las áreas de Reanimación en caso de ser necesario.

- todos contra el coronavirus -Recomendaciones contra el coronavirus para mayores