Siguiendo las indicaciones del Gobierno de España, el Ayuntamiento de Toledo ha ordenado el cese temporal de la actividad en las tres escuelas infantiles municipales y en el Centro del Agua, así como la suspensión de los mercadillos que se celebran cada sábado en el barrio del Polígono, y cada martes en el parque de La Vega. Estas medidas se suman a las acordadas en la mañana de este jueves y que han sido recogidas en un decreto de Alcaldía.

El cierre de las tres escuelas infantiles municipales será a partir de mañana; jornada en la que mantendrán su actividad para facilitar la conciliación y permitir a las familias una planificación y organización de sus agendas. Así, el cierre total y definitivo se producirá el lunes, 16 de marzo, y se prolongará durante los próximos 15 días, aunque este plazo será revisado a medida que se vayan desarrollando los hechos de la emergencia sanitaria provocada por el Covid-19.

Las escuelas afectadas son ‘Ana María Matute’ en la calle Río Bullaque del barrio del Polígono, ‘Gloria Fuertes’ en la avenida de Irlanda y la del Casco Histórico, ubicada en el Paseo del Carmen.

Estas decisiones también afectarán al Centro del Agua; las instalaciones deportivas cerrarán al público desde este viernes, 13 de marzo, incluido, también durante un periodo de 15 días.

Como ya informó la alcaldesa Milagros Tolón en la mañana de este 12 de marzo, también se ha decretado la suspensión de todas las actividades en los centros de mayores de la ciudad, salvo la gestión puramente administrativa. El mismo criterio se aplicará a los centros cívicos y sociales.

También se cerrarán las instalaciones deportivas dependientes del Ayuntamiento y, con ello, se suspenden todas las actividades allí programadas, así como el desarrollo de los programas deportivos, escuelas etc.

Las medidas, que han sido aprobadas por decreto de Alcaldía, incluyen también cierre de las bibliotecas municipales, las bebetecas y las ludotecas y la suspensión de las clases en la Escuelas de Idiomas y en la Escuela de Música.

En cuanto a las actividades culturales, se cancelan o aplazan las que estaban previstas, una medida que afecta de igual modo a la programación del Teatro de Rojas y al Consorcio de la Ciudad de Toledo.

Con respecto a los empleados municipales, se ha difundido entre la plantilla las recomendaciones de higiene y las medidas preventivas necesarias y se van a aprobar instrucciones de flexibilización de horarios y turnos de trabajo.

Estas medidas se aplicarán desde el día de hoy con una duración de, al menos 15 días, si bien este plazo será revisable en función de la evolución de la emergencia. Estas decisiones también implican la suspensión de los Consejos de Participación de este mes y el aplazamiento de la Feria del Dulce y de la Semana Sefardí.