La portavoz del Equipo de Gobierno, Mariana Boadella, ha explicado esta mañana en rueda de prensa algunas de las actuaciones aprobadas por la Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Ciudad Real, entre los que destacan la adjudicación de una red de monitorización del ruido para la ciudad, la necesidad de mejora de la eficiencia energética en la climatización del Museo López-Villaseñor, la renovación de la red de abastecimiento de las calles El Cachorro y Carmen Amaya, la mejora superficial en las calles Severa Ochoa y Cardenal Lorenzana para mejorar el drenaje y la adquisición de una grúa polibrazo para conseguir una mayor autonomía del servicio de limpieza.

La portavoz del Equipo de Gobierno, Mariana Boadella, ha explicado esta mañana en rueda de prensa algunas de las actuaciones aprobadas por la Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Ciudad Real, entre los que destacan la adjudicación de una red de monitorización del ruido para la ciudad, la necesidad de mejora de la eficiencia energética en la climatización del Museo López-Villaseñor, la renovación de la red de abastecimiento de las calles El Cachorro y Carmen Amaya, la mejora superficial en las calles Severa Ochoa y Cardenal Lorenzana para mejorar el drenaje y la adquisición de una grúa polibrazo para conseguir una mayor autonomía del servicio de limpieza.

La Junta de Gobierno Local ha aprobado la adjudicación para el suministro e instalación de una red de monitorización en continuo del ruido y acceso a la información a través de una plataforma web. Un proyecto cofinanciado al 80 por ciento por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER). Se ha adjudicado a GEA GUALITY S.L.U., por un importe de 26.508,04 euros más IVA. Es una de las medidas que se contemplan dentro de las propuestas formuladas en el plan de acción contra el ruido, línea de actuación 4 Ciudad Real sin ruido. La red de monitorización estará compuesta por doce unidades sensoras con transmisión de datos en tiempo real a plataforma web para consulta on-line que se instalarán en báculos de luz. Con esta herramienta de gestión se puede evaluar, explicaba Boadella, “donde existe la problemática y si las medidas correctoras que aplicamos tienen efecto o no” basándonos en datos reales. Además, los sensores son móviles con los que “tenemos más flexibilidad para colocarlos donde detectamos problemas”.

En otro orden de cosas también se ha aprobado mediante el procedimiento abierto simplificado el suministro de un camión polivalente MTMA 15.000 K grúa y polibrazo por un importe de 113.400,84 euros más IVA. Con esta adquisición habrá una mayor autonomía para la recogida de la hoja y la reparación de contenedores soterrados.

La portavoz del Equipo de Gobierno explicaba en la rueda de prensa que también se ha aprobado la necesidad de un proyecto de mejora superficial en las calles Severo Ochoa y Cardenal Lorenzana de Ciudad Real. Actualmente cuenta con dispositivos de drenaje superficial para hacer frente a episodios de lluvia de intensidad leve o moderadas, sin embargo, añadía Boadella, “en recientes episodios de lluvia intensa registrados en Ciudad Real se ha comprobado que el drenaje superficial es insuficiente, por lo que es necesario adaptarlo”.

También se ha aprobado el proyecto de renovación de la red de abastecimiento de agua potable en las calles El Cachorro y Carmen Amaya, enmarcadas dentro de la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado de Ciudad Real -2022 Eco Integrador (EDUSI Ciudad Real). Se ha puesto de manifiesto, explicaba la portavoz del equipo de gobierno, “la necesidad de renovación de la red de agua potable en la zona de la calle Carmen Amaya, debido al elevado número de averías acometidas que se registran, seis en lo que va de año, debido a la mala calidad de los materiales actuales y a su ejecución”.  Los trabajos recogidos en este proyecto contribuirán a la eliminación progresiva de las tuberías de fibrocemento, tal y como recoge el RD 140/2003. Además, se minimizarán costes en renovación de redes aprovechando las actuaciones de renovaciones de pavimentos y acerados. El proyecto tiene una inversión de 47.000 euros de presupuesto que ahora pasa a su fase de contratación.

Otro tema importante aprobado hoy es la necesidad de mejora de la eficiencia energética en edificios municipales de Ciudad Real. Por ello se va a proceder a la mejora de la eficiencia energética de la climatización del Museo López-Villaseñor de Ciudad Real. La actuación consiste, por una parte, en la sustitución de los equipos existentes de climatización, que en la actualidad se encuentran sin funcionar, por otros seleccionados con un mayor rendimiento térmico, así como la instalación de un sistema de control telemático que facilite la gestión y mantenimiento diario de la instalación. Con esta actuación, explicaba Boadella, “el consumo anual eléctrico para climatización se vería reducido en un 60,84 por ciento, reduciéndose notablemente el gasto económico y energético, ya que además se prevé que con la instalación del sistema de control se reduzca el gasto en climatización en un 15 por ciento adicional”.