Toledo, 6 de julio de 2017.- Desde enero y hasta el 31 de mayo de 2017 han descendido un 47,62 por ciento el número de expedientes de regulación de empleo que se han iniciado, tramitado y resuelto en la Dirección Provincial de Economía, Empresas y Empleo de Toledo en relación con el mismo período del año anterior.
 
Así y según ha explicado el director provincial de Economía, Empresas y Empleo, Julián Martín Alcántara, en estos cinco meses, once empresas cuya totalidad de centros de trabajo están en la provincia de Toledo han adoptado medidas de regulación de empleo, frente a las veintiuna que se acogieron a este procedimiento el pasado año.
 
“Se trata de un descenso significativo, prácticamente a la mitad, en el número de expedientes de regulación resueltos en la Dirección Provincial”, destacaba Martín Alcántara, que hacía hincapié especialmente en que “hasta el 31 de mayo de 2017, el número de trabajadores afectados también disminuyó un 35,04%, pasado de los 137 trabajadores afectados el pasado año, 93 hombres y 44 mujeres,  a los 89 afectados -61 hombres y 28 mujeres- de éste”.
 
Modalidades de los expedientes
 
Los expedientes de regulación de empleo vienen motivados por causas económicas, técnicas, organizativas, de producción o de fuerza mayor, según los criterios legalmente establecidos en la normativa laboral. Así y según el tipo de procedimiento, los expedientes de regulación tienen por finalidad: la extinción de contratos de trabajo; la suspensión por días completos de los contratos de trabajo; y las reducciones de jornada de los trabajadores entre un diez y un setenta por ciento de la misma en el cómputo diario, semanal, mensual o anual, siempre que la reducción tenga carácter temporal.
 
Según ha señalado el director provincial de Economía, Empresas y Empleo, la modalidad más utilizada por las empresas, en las que el conjunto de la plantilla está en la provincia, es la relativa a los expedientes de reducción de jornada.
 
En estos cinco meses, en nuestra provincia las empresas han presentado cuatro expedientes de reducción de jornada, cuatro de suspensión y tres de extinción de contratos.
 
En comparación con el mismo período del año anterior, en 2017 los expedientes de extinción han afectado a 36 trabajadores (28 hombres y 8 mujeres) frente a los 57 del año 2016 (32 hombres y 25 mujeres). En la modalidad de suspensión del contrato de trabajo, la disminución es altamente significativa con un 80,36%, ya que oscila de 56 trabajadores afectados en 2016 a 11 en este año.
 
En cuanto a las reducciones de jornada en los 5 primeros meses de 2017, nos encontramos ante la modalidad más utilizada por las empresas en la provincia de Toledo en relación con la plantilla de la empresa. Así, el número total de trabajadores afectados el pasado año fue de 24, mientras que en 2017 ha ascendido a los 42.
 
Buenos datos en materia de empleo y buenas previsiones económicas
 
El director provincial de Economía, Empresas y Empleo, Julián Martín Alcántara, ha puesto en valor los buenos datos que “poco a poco vamos obteniendo en materia de empleo”, así como las buenas previsiones de crecimiento económico conocidas ayer y ha asegurado que “el ir juntos y unidos, administraciones y agentes económicos y sociales, en las políticas activas de empleo y en el Pacto por la Recuperación está dando sus frutos”.
 
En este sentido, Martín Alcántara, que ha recordado y calificado de positivos los datos del paro del mes de junio en nuestra provincia, ha destacado que “Toledo, con 3.197 personas desempleadas menos en el mes de junio, supone el 35 por ciento del descenso de desempleados totales de la región” y ha añadido que “las políticas activas de empleo, el Plan Extraordinario por el Empleo y las medidas incluidas en el Pacto por la Recuperación Económica puestas en marcha por el Gobierno de Castilla-La Mancha están dando sus frutos y, aunque no podemos bajar la guardia, es una buena noticia que desde que está gobernando Emiliano García-Page hay 11.762 parados menos en nuestra provincia”.
 
Por último, el director provincial ha señalado que “estos buenos datos y las buenas perspectivas y previsiones económicas, lejos de hacernos bajar la guardia porque sigue habiendo 65.000 desempleados en nuestra provincia, nos anima y nos hace seguir trabajando con toda la sociedad en la recuperación económica y en la creación de empleo, no sólo en cantidad sino también para lograr avances en la mejora en la temporalidad y la calidad de estos puestos de trabajo”.

También te puede interesar:  Alberto Rojo destaca el trabajo a favor de la cultura realizado por el Ayuntamiento de Milmarcos y la Asociación Tierra Molinesa