Castilla-La Mancha incide en su apuesta por un sistema tributario justo, inspirado en los principios de igualdad y progresividad

Castilla-La Mancha incide en su apuesta por un sistema tributario justo, inspirado en los principios de igualdad y progresividad 2

Castilla-La Mancha ha incidido en su apuesta por un sistema tributario justo, inspirado en los principios de igualdad y progresividad y en el que toda la ciudadanía contribuya al sostenimiento de los gastos públicos de acuerdo con su capacidad económica, tal y como establece el artículo 31 de la Constitución.

Así lo ha defendido el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina, durante un debate general en las Cortes regionales relativo a las conclusiones del comité de personas expertas para la reforma del sistema tributario elaboradas a instancias del Gobierno de España y sus repercusiones para Castilla-La Mancha, en el que ha indicado que en el Libro Blanco que recoge las sugerencias de ese grupo asesor en materia fiscal también se ha intentado seguir esta premisa.

Ruiz Molina ha explicado que el informe ejecutivo de este documento hace una comparación sobre la presión fiscal de España con respecto a la media de los diferentes países de la Unión Europea y señala que “estamos por debajo en cuanto a los ingresos que se recaudan respecto al PIB”, por lo que “parece adecuado que se incrementen con el objetivo de que tengamos un país con suficiencia para acometer el gasto en el que queremos incurrir, que es el que financia el Estado del Bienestar”.

Reducción de la presión fiscal en Castilla-La Mancha

En cualquier caso, el consejero ha hecho hincapié en que, en Castilla-La Mancha, el único Gobierno que ha bajado impuestos ha sido el de Emiliano García-Page y, al respecto, ha recordado el compromiso del presidente con los agentes sociales de mantener congelada la presión fiscal, como se ha hecho desde 2015, y ha añadido que incluso en 2021 se han producido dos rebajas fiscales: una incluida en la Ley frente a la despoblación y otra recogida en la Ley de Medidas Tributarias y Administrativas, la conocida como Ley de Acompañamiento a los Presupuestos de este año.

Normas que incluyen un importante paquete de desgravaciones fiscales que tiene un carácter progresivo y solidario y que, como ha subrayado el consejero, tienen el principal objetivo de favorecer a las familias, a las personas con discapacidad y a las empresas de la región, así como de luchar contra la despoblación.

Además, el titular de Hacienda y Administraciones Públicas ha remarcado que “nuestra política fiscal se va a financiar con el ahorro generado a través de la renegociación de la deuda pública”. Por el contrario, ha afirmado que el PP cuando está en la oposición pide que se bajen los impuestos, mientras que cuando gobierna, los sube, como ocurrió durante su mandato en Castilla-La Mancha y también en España.

Finalmente, Ruiz Molina ha asegurado que las propuestas de rebaja fiscal que plantea la oposición, “benefician fundamentalmente a los que tienen mayor nivel de renta y, a la vez, tienen una repercusión muy negativa sobre los servicios públicos” y ha puesto como ejemplo las relativas al IRPF, en función de las cuales, “el que más tiene en esta región se vería beneficiado cien veces más respecto al que menos recursos tiene”. 

Ir arriba