El consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, ha comparecido en la Comisión de Presupuestos para 2022 en las Cortes regionales, donde ha destacado que en los casi siete años de Gobierno de Emiliano García-Page se ha incrementado el presupuesto para atender la salud de los ciudadanos de Castilla-La Mancha en más de 1.100 millones de euros respecto a lo que se encontró en julio de 2015.

Así, Fernández Sanz ha destacado que para 2022 el presupuesto dedicado a Sanidad será de más de 3.600 millones de euros, lo que significa un gasto sanitario por ciudadano de Castilla-La Mancha de 1.884 euros.

Con este presupuesto, ha asegurado el consejero de Sanidad, “podremos seguir ejecutando la estrategia diseñada por este Gobierno en materia de salud y sanidad, esta vez ya, dentro del paradigma de actuación del Plan de Salud Horizonte 2025, como instrumento con el que dar la mejor respuesta a las necesidades de nuestra población con las características muy especiales de nuestro territorio”.

Por departamentos, Fernández Sanz ha destacado que, para 2022, la Dirección General de Salud Pública tiene presupuestados más de 67 millones de euros. Frente a la COVID-19, los objetivos principales serán mantener una capacidad suficiente de recursos humanos en los servicios de Salud Pública para la detección de casos, identificación y seguimiento conforme a los protocolos de actuación.
establecidos.
En el ámbito de actuación correspondiente a la promoción de la salud, se mantienen como proyectos para el año que viene mantener una importante inversión, de más de 15 millones de euros, a las acciones del calendario vacunal.

En este sentido, es especialmente relevante la incorporación de la vacunación frente al Herpes Zoster. La Comisión de Salud Pública del Sistema Nacional de Salud acordó incorporar la vacunación con HZ/su a partir de enero de 2022 en las personas mayores de 18 años de edad con condiciones de riesgo que conllevan inmunodeficiencia, dentro de los grupos de personas con trasplante de progenitores hematopoyéticos (TPH); personas con trasplante de órgano sólido (TOS); personas en tratamiento con fármacos anti-JAK; personas con diagnóstico VIH; personas con hemopatías malignas y personas con tumores sólidos en tratamiento con quimioterapia. También se incorporará la vacunación sistemática frente a Herpes Zoster en las cohortes de 65 años y 80 años. Para realizar este proyecto es necesario presupuestar un gasto de casi 9,5 millones de euros en el siguiente ejercicio.

Dentro de la estrategia de vacunación también se contempla la de los grupos de riesgo frente al virus del papiloma humano (VPH), con el objetivo de prevenir el cáncer genital, administrando tres dosis a hombres y mujeres de grupos de riesgo, como personas con Síndrome WHIM; mujeres con tratamiento escisional de cérvix; con infección por VIH, hasta los 26 años de edad; hombres con relaciones sexuales con hombres, hasta los 26 años de edad, y personas en situación de prostitución, hasta los 26 años igualmente. Todo ello con una previsión de gasto de algo más de 1,1 millones de euros.

También en ese incremento se contempla la realización de tres nuevas pruebas en el cribado neonatal, que conformarán un total de 27 pruebas a detectar, lo que nos situará a la cabeza en el panorama nacional.

En materia de Investigación, en el siguiente ejercicio se creará el Instituto de Investigación Sanitaria de Castilla-La Mancha, que contará con una reserva presupuestaria para su primer embrión organizacional para poner en marcha su funcionamiento inicial en el ámbito científico, con un plan que parta de una identificación de las líneas de investigación presentes en la región.

Asimismo, en el ámbito de la farmacia se convocará el concurso para la apertura de nuevas oficinas de farmacia, con el fin de mejorar la accesibilidad a la asistencia farmacéutica de las personas residentes en Castilla-La Mancha ya que el último concurso para la apertura de nuevas oficinas de farmacia se remonta a 2007.

SESCAM

En relación al SESCAM, en 2022 se mantendrá el esfuerzo inversor con una partida que asciende a 223 millones de euros, una inversión todavía muy por encima de los 154 millones de euros que sumó el apartado de inversiones en los presupuestos de 2012, 2013, 2014 y 2015.

El grueso de estas inversiones se concentra en las obras hospitalarias, con más de 100 millones de euros, que permitirán avanzar en los trabajos ya en marcha de los hospitales de Cuenca y Albacete, así como la conexión entre la parte nueva del Hospital de Guadalajara y las actuales instalaciones. Asimismo, se iniciarán las obras del nuevo hospital de Puertollano, una vez se adjudiquen las mismas de entre las siete ofertas presentadas. Además, se destinarán cerca de 25 millones de euros a más de 40 obras en centros de salud y consultorios locales.

El consejero ha señalado que el crecimiento de la inversión no se concentra sólo en las obras. La inversión en equipamiento, que incluye la alta tecnología, alcanzará el próximo año cerca de 84 millones de euros. Esto permitirá continuar con la inversión destinada al equipamiento del nuevo Hospital Universitario de Toledo y las de los hospitales de Guadalajara y Albacete.

Además, se seguirá desarrollando el Plan de Renovación de Alta Tecnología Sanitaria, con el fin de seguir mejorando la capacidad diagnóstica de los centros sanitarios de la región. Para ello, durante 2022 se destinarán cerca de 25 millones de euros a adquirir nuevo equipamiento de alta tecnología sanitaria, avanzando en la reducción de la obsolescencia del parque tecnológico.

TC de 64 cortes

Dentro de las inversiones en alta tecnología para el próximo año se encuentra la dotación de un TC de 64 cortes al Hospital Nacional de Parapléjicos. Además, se llevará a cabo la renovación de los TC instalados en siete centros de Especialidades, Diagnóstico y Tratamiento (CEDT), así como de otro tipo de equipamiento (resonancias magnéticas, PET-TC, gammacámaras y angiógrafos vasculares), junto a la ampliación del parque tecnológico de los centros sanitarios con la adquisición de nuevas resonancias magnéticas para los hospitales de Almansa, Manzanares y Valdepeñas y salas de hemodinámica, como la que se instalará en el Hospital de Talavera, entre otros.

Asimismo, el consejero ha destacado la renovación tecnológica que se va a acometer en los bloques quirúrgicos de la totalidad de los centros hospitalarios de Castilla-La Mancha, con la sustitución de cerca de 40 arcos radiológicos, con una inversión superior a los 3,5 millones de euros, superando así la obsolescencia que presentan en la actualidad estos equipos.

Recursos Humanos

De cara a 2022, se va a reforzar la consolidación de los profesionales aplicando al máximo la reforma de la temporalidad que se apruebe en las Cortes Generales. En este sentido, ha destacado que con los procesos actualmente en marcha, la temporalidad ya iba a situarse por debajo del ocho por ciento, “con lo que cualquier instrumento adicional mejoraría ese porcentaje”, ha especificado Jesús Fernández Sanz.

Por último, y en lo que respecta a la estabilización en plantilla de los contratos COVID, ha señalado que ya hoy “somos la Comunidad Autónoma que más profesionales conservamos desde la primera ola (4.600) y seremos la comunidad autónoma que más de estos profesionales estabilizaremos en plantilla, profesionales cuyo vínculo será renovado hasta el 31 de marzo de 2022”.