acto aniversario constitucion estatuto de autonomia

Como «una historia de éxito» los 40 años que han transcurrido desde la aprobación inicial del Estatuto de Autonomía, cuyos orígenes están muy ligados a la provincia de Ciudad Real, puesto que el 11 de diciembre de 1978 se reunió la asamblea constituyente del ente preautonómico en la iglesia de San Agustín de Almagro, tras ser rubricada su creación en el Ayuntamiento del municipio, considera el presidente de la Diputación de Ciudad Real, José Manuel Caballero.

43 aniversario de la Constitución Española y 40 anivesario del Estatuto de Autonomía

Muy vinculado estuvo también el proceso a la institución que en la actualidad preside Caballero, quien asegura que «los ciudadrealeños valoramos enormemente los que significa ser castellano-manchego y español y lo que representan la Constitución y el Estatuto de Autonomía«, porque dos años más tarde, en marzo de 1980, se reunió en el Palacio de la Diputación de Ciudad Real el ente Preautonómico bajo la presidencia de Antonio Fernández Galiano.

Además, la elaboración de Estatuto de Autonomía se llevó a cabo en Manzanares, el 21 de junio de 1981, unos trabajos que culminaron en Alarcón, un día como hoy hace cuarenta años.

“Una historia de éxito porque hoy vivimos más y mejor”

Para Caballero, que ha asistido hoy al acto conmemorativo del y del 43 aniversario de la Constitución Española y 40 anivesario del Estatuto de Autonomía, organizado por la Junta de Comunidades en la localidad conquense que lo vio nacer, ha comentado que como región constituida al amparo de la Carta Magna, Castilla-La Mancha, en su conjunto, acredita «una historia de éxito porque hoy vivimos más y mejor».

Añade, a este respecto, que «tenemos mejores infraestructuras de comunicación, una educación de calidad que nos iguala a todos con independencia de nuestros orígenes, disfrutamos de una atención sanitaria que nos protege frente a la enfermad con eficacia, incluso en tiempo de pandemia, nuestros mayores y nuestros niños, así como las personas más vulnerables, están mejor atendidas que nunca».

Destaca, igualmente, que también nos ha permitido mantener «nuestras costumbres y tradiciones, somos una sociedad moderna y estamos muy satisfechos de nuestra identidad castellano manchega, al tiempo que exhibimos con orgullo nuestra condición de españoles».

El presidente de la Diputación de Ciudad Real ha puntualizado que los castellano-manchegos no queremos ser más que nadie, «pero tampoco estamos dispuestos a ser menos». Nos lo garantiza, según ha remarcado, nuestra Constitución y nuestro Estatuto de Autonomía.