A lo largo del pasado año 2019, el Cuerpo de Agentes que se encargan del cuidado del medioambiente en nuestra región, llevó a cabo más de un millar de intervenciones para combatir los vertidos y la contaminación, según han informado desde la Asociación de Agentes Medioambientales de Castilla-La Mancha. Solo en la provincia de Toledo, se realizaron más de 200 intervenciones para evitar y perseguir vertidos de residuos al medio natural.

Los agentes medioambientales llevaron a cabo más de un millar de intervenciones 3

Uso de cámaras de fototrampeo

En la provincia de Ciudad Real cabe destacar las intervenciones que llevaron a cabo Agentes Medioambientales por medio de cámaras de fototrampeo y seguimientos exhaustivos en horas nocturnas, ante varios vertidos incontrolados de residuos mezclados en huecos mineros. Al parecer, los vertidos eran realizados por parte de una empresa de gestión de residuos, la cual en vez de llevarlos a plantas de tratamientos para su adecuado reciclado y procesado, los vertían en el medio natural.

Además de la continua custodia de la naturaleza castellanomanchega, los Agentes Medioambientales realizaron otras actuaciones importantes como son la toma de muestras de aguas contaminadas por vertidos provocados por depuradoras de distintos municipios y propietarios, para comprobar que se depuran las aguas y se ajustan a la legalidad de la normativa. Con estas muestras se comprobó que en algunos casos no se realizaba la correcta depuración, por lo que se procedió a realizarlas denuncias correspondientes. Como resultado se procedió a la apertura de expedientes sancionadores que establecieron además de la multa correspondiente, medidas complementarias.

En Toledo la intervención más destacable fue la realizada el pasado mes de diciembre en el Casco Histórico de la capital regional, declarado Patrimonio de laHumanidad.La fuga de un depósito de gasoil dentro de un edificio provocó el vertido de una importante cantidad de litros de dicho hidrocarburo a las aguas del entorno. A través de la recogida de muestras ambientales en pozos y aljibes se pudo averiguar el origen del vertido que estaba afectandoa un sótano excavado en roca, con forma abovedada y origen romano cuyo uso actual es el de instalaciones dedicadas al turismo cultural. Dicha estancia posee un alto valor cultural, por lo que el patrimonio histórico de la Ciudad se vio afectado. Gracias a esta actuación, llevada a cabo por Agentes medioambientales, se pudo localizar la fuga, analizar la composición del agente contaminante y evitar un daño irreparable al Patrimonio Histórico de la Ciudad.

También en Toledo, en las Barrancas de Burujón, se están llevando a cabo las investigaciones y averiguaciones pertinentes para identificar al autor de un vertido ilegal de residuos que ha aparecido recientemente en ese espacio natural protegido.

Policía medioambiental

Desde APAM-CLM se recuerda que el Cuerpo de Agentes Medioambientales es la Policía Medioambiental de Castilla-La Mancha, que lucha contra todos los delitos e infracciones medioambientales cometidos en la región, investigando las causas de los mismos y llevando ante la justicia a los causantes. Por lo que se recuerda a la ciudadanía que, en caso de encontrar un posible vertido o encontrarse ante indicios de contaminación grave, se pongan en contacto urgente con el Cuerpo de Agentes Medioambientales.

Por otra parte, la Asociación Profesional de Agentes Medioambientales de Castilla La Mancha denuncia que pese a que estos funcionarios realicen más del 90% del control y las inspecciones en materia de residuos, vertidos y contaminación, el Gobierno de la Junta de Castilla-La Mancha ha dejado fuera de los planes de formación en materia de Calidad Ambiental al Cuerpo de Agentes Medioambientales,  por lo que se insta a la nueva Consejería de Desarrollo Sostenible a que forme a sus agentes y cumpla con el ejemplo que transmite públicamente, dotando a los Agentes medioambientales de recursos materiales, humanos, normativos y de formación. Y es que, debido a su condición jurídica de policía administrativa especial y policía judicial genérica son los ojos de la Consejería en el medio natural y el colectivo más numeroso con el que cuenta Castilla La Mancha en lo que a la protección, vigilancia y conservación de la Naturaleza se refiere. Por ello, es un pilar clave que la Administración haga un esfuerzo en la oferta de formación de estos profesionales para desempeñar una protección acorde a las necesidades actuales, y así poder garantizar a la ciudadanía disponer de un medio ambiente saludable y de calidad.